Público
Público

Caso Tándem Villarejo declara este viernes por videoconferencia como investigado en tres piezas del 'caso Tándem'

El comisario jubilado prestará declaración sobre el 'proyecto Wine', el supuesto encargo para agredir a la doctora Pinto y el supuesto espionaje a una constructora.

El comisario jubilado José Manuel Villarejo Pérez. | EFE
El comisario jubilado José Manuel Villarejo Pérez. | EFE.

El comisario jubilado y en prisión provisional José Manuel Villarejo declarará este viernes ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón como investigado en tres piezas del caso Tándem, justo una semana después de haber recibido el alta hospitalaria por el Servicio de Neurología del Hospital Gregorio Marañón de Madrid.

Según han informado fuentes de la defensa, el comisario jubilado prestará declaración por videoconferencia desde la cárcel de Estremera sobre el presunto encargo de Repsol y Caixabank al Grupo Cenyt –bajo el mando de Villarejo– para evitar que Sacyr Vallehermoso se hiciese con el control del consejo de administración de la energética (pieza 21); por el presunto encargo de agredir a la doctora Elisa Pinto (pieza 24); y por el supuesto espionaje a la constructora Martinsa-Fadesa de Fernando Martín (pieza 25).

El abogado Antonio García Cabrera, que defiende a Villarejo, emitió el pasado este viernes un comunicado en el que informaba de que el policía jubilado fue trasladado el jueves de la semana pasada a Estremera (Madrid), tras recibir el alta hospitalaria.

No obstante, señalaba que los síntomas que obligaron a hospitalizarle–una intensa cefalea, sensación de mareo, gran dolor en la cuenca del ojo izquierdo, visión doble, pérdida de la movilidad del ojo izquierdo y caída del párpado izquierdo que sólo puede levantar con ayuda de la mano– persisten aún.

En el escrito, el abogado informaba de que, pese a su actual situación física, Villarejo seguía manifestando su voluntad de prestar las tres declaraciones judiciales fijadas para este viernes ante el Juzgado Central de Instrucción 6 de la Audiencia Nacional, así como de declarar voluntariamente sobre varios temas.

De momento, las fuentes consultadas apuntan que el comisario será interrogado por estas tres piezas. La declaración de la pieza 21 del caso Tándem, relacionada con el denominado proyecto Wine, tiene lugar justo un día después de que comparezca por este mismo asunto el que fuera su socio Rafael Redondo.

Redondo, según fuentes consultadas por Europa Press, ha afirmado este jueves ante el juez en el asunto de Repsol y Caixabank él solo gestionaba la parte administrativa en Grupo Cenyt, y que fue Repsol y CaixaBank quienes indicaron qué conceptos poner en las facturas relacionadas con el encargo de evitar que Sacyr Vallehermoso se hiciera con el control del Consejo de Administración de la energética.

Proyecto Wine

Según explica el juez García Castellón en el auto por el que se acordaba la investigación de este proyecto, la empresa de Villarejo llevó a cabo presuntamente de forma ilícita un encargo de Repsol y Caixabank con el objetivo salvaguardar los intereses de ambos clientes en un contexto de pugna entre accionistas de referencia en Repsol YPF "para tomar el control de la compañía".

Tras escuchar las declaraciones del que fuera director de Seguridad Corporativa de Repsol Rafael Araujo, la del ex jefe de Seguridad de CaixaBank Miguel Ángel Fernández Rancaño y la del ex subdirector de Seguridad de Repsol Rafael Girona Hernández, y de Redondo, todos ellos imputados, será el turno de Villarejo.

A estas comparecencias se han sumado además las realizadas en calidad de testigos de los perjudicados por este 'encargo': El expresidente de Sacyr Luis del Rivero, el encargado de Seguridad de Sacyr Rodrigo Álvarez Vázquez y el antiguo director financiero de Repsol YPF Fernando Ramírez Mazarredo.

La agresión a la doctora pinto

La siguiente pieza en cuestión es la relativa al presunto encargo para agredir a la doctora Elisa Pinto, por la que el pasado 18 de enero declaró, también en calidad de investigado, el empresario Javier López Madrid, quien negó haber contratado y pagado a Villarejo por algún tipo de servicio.

Esta pieza 24 de la macrocausa Tándem no investiga si Villarejo agredió con un bisturí a la dermatóloga, sino si existió un encargo por parte de López Madrid, quien además ha presentado documentación para tratar de desmontar la versión de Pinto.

El asunto sobre las agresiones físicas denunciadas por la doctora está pendiente de enjuiciamiento, después de que el Juzgado de Instrucción número 39 de Madrid decidiera llevar a juicio tanto a López Madrid como al comisario jubilado. Paralelamente, el Juzgado de Instrucción número 26 de Madrid investiga la denuncia por acoso presentada por López Madrid contra Elisa Pinto.

Proyecto Saving

Por último, Villarejo también declarará sobre el supuesto encargo de espiar a la constructora Martinsa-Fadesa con el objetivo mejorar la posición jurídica y negociadora de una empresa de José Moya Sanabria –también investigado– en relación a un reconocimiento de deuda de la constructora.

El encargo, que fue denominado por Villarejo proyecto Saving podría tener un precio que iba desde los 375.000 euros a 1,2 millones, e incluiría análisis incluso del tráfico de llamadas de una decena de personas. Por intermediar presuntamente entre el Grupo Cenyt y el empresario, está imputado el exsenador del PSOE Francisco Rodríguez Martín.

Más noticias de Política y Sociedad