Público
Público

AstraZeneca El contrato con la UE obliga a AstraZeneca a entregar vacunas desde sus fábricas de Reino Unido

El documento, que firmó con la farmacéutica en agosto del año pasado para la compra de hasta 400 millones de dosis de la vacuna, censura sus precios, cantidades y fechas de entrega.

La comisaria europea de Sanidad, Stella Kyriakides, durante su rueda de prensa de este miércoles en Bruselas para dar cuenta del conflicto con AstraZeneca.
La comisaria europea de Sanidad, Stella Kyriakides.  REUTERS

público 

La Unión Europea ha publicado este viernes el contrato que firmó con la farmacéutica AstraZeneca en agosto del año pasado para la compra de hasta 400 millones de dosis de la vacuna y por el que debe suministrar vacunas a la UE desde sus fábricas en Reino Unido.

Sin embargo, el documento contiene partes censuradas como detalles de las facturas. Aparecen tachados párrafos con las dosis previstas para cada mes, es decir el calendario de entregas, y los precios, aunque España ya desveló que sería de 2,9 euros por dosis. 

El Ejecutivo comunitario había solicitado formalmente a la empresa su luz verde a la publicación del acuerdo como símbolo de transparencia, pero no ha sido así. La parte del contrato que determina los términos de entrega, distribución y almacenaje, que han sido cuestiones principales de disputa, también están ocultas, mientras que las cantidades, plazos y condiciones de las dosis siguen siendo una incógnita. 

El anuncio llega en una semana cargada de tensión entre ambas partes después de que AstraZeneca anunciara que no podrá entregar las dosis prometidas a los Estados miembros para el primer trimestre por problemas en una planta de producción.

A esta agria disputa se suma la surgida entre Reino Unido y la Unión Europea en torno al suministro de vacunas covid. Su contrato con la farmacéutica recoge que las dosis solo pueden ser enviadas desde las plantas de producción británicas a Europa una vez que Inglaterra haya recibido los 100 millones de dosis que había ordenado.

La Unión Europea, que reservó el acceso a 300 millones de dosis y la opción de acceder a otros 100 millones más, rechazó este jueves este orden de prioridad exigiendo a la farmacéutica que enviara las dosis que se habían pactado como sea y desde donde sea. 

En un intento de suavizar este pulso, la compañía anglo-sueca ha ofrecido a Bruselas un envío extra de ocho millones de dosis, considerado más que insuficiente en Bruselas, según fuentes citadas por Reuters. La proposición, realizada este viernes, coincide con la publicación de la recomendación de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) sobre la vacuna de la empresa. 

Esta cruzada y la falta de transparencia en los contratos con las farmacéuticas abren una crisis en la Unión Europea que pone en riesgo la campaña de vacunación en estos países y dificulta el objetivo de conseguir que el 70% de la población esté inmunizada en verano.

Más noticias de Política y Sociedad