Público
Público

Despega con éxito la nave espacial privada de la empresa Space X de Elon Musk

La tripulación de la misión AX-1 cuenta con tres tripulantes novatos que han pagado para viajar al espacio.

08/04/2022. Los miembros de la tripulación, de izquierda a derecha, Larry Connor, Miguel López-Alegría, Mark Pathy y Eytan Stibbe.
Los miembros de la tripulación, de izquierda a derecha, Larry Connor, Miguel López-Alegría, Mark Pathy y Eytan Stibbe. Axiom Space

La nave espacial privada de la empresa de Elon Musk, Space X, ha despegado con éxito desde el Centro Espacial Kennedy de la NASA en Florida (EEUU). La tripulación de la misión AX-1 cuenta con tres tripulantes novatos que han pagado para viajar al espacio. Esta nave está comandada por el exastronauta de la NASA de origen español Miguel López Alegría.

El empresario canadiense Mark Pathy, el magnate inmobiliario Larry Connor y expiloto israelita Eytan Stibbe son los tres tripulantes que han pagado más de 50 millones de euros para participar en esta misión espacial que se dirige a Estación Espacial Internacional (ISS, siglas en inglés).

Los tres tripulantes han pagado más de 50 millones de euros para participar en esta misión espacial

El propio López Alegría ha señalado que no se trata de hacer "turismo espacial" sino que este viaje requiere de un trabajo con mucha preparación. Además, la misión AX-1 incluye la realización de 25 experimentos científicos en la ISS. El viaje está previsto que dure diez días, de los cuales ochos serán a bordo de la ISS.

El director de operaciones Axiom Space, Derek Hassmann, explicaba el 7 de abril que este es el primer escalón para la construcción de la primera estación comercial espacial entre los años 2024 y 2030. "Es la primera de varias misiones que seguirán en el año 2024 que podrán a prueba nuestras capacidades", señalaba Hassmann.

La carrera por el turismo espacial

Los grandes magnates económicos han puesto sus objetivos en una carrera espacial destinada a crear un nuevo tipo de turismo. El pasado 31 de marzo la empresa Blue Origin, cuyo propietario es Jeff Bezos, lanzó con éxito su cuarta nave espacial con turistas. De igual manera, el propietario de Virgin Telco, Richard Branson, el pasado 11 de julio fue el primero en viajar al espacio  a bordo de su propia nave, Virgin Galactic. Ahora es Musk el multimillonario que se une al mercado de los viajes espaciales.

Una nueva forma de turismo que conlleva varios dilemas éticos. Por un lado, un modelo de negocio reservado solo para los super ricos, que solo tiene en cuenta el beneficio empresarial. Por otro lado, los daños medioambientales que pueden causar este tipo de viajes. Según indicaba Financial Times, la nave empleada por Branson emite hasta 13 veces más CO2 que un avión que realiza un vuelo transatlántico.

Más noticias