Público
Público

La fiesta laica de Mariana Pineda vuelve a Granada pese a la oposición del consistorio socialista

El colectivo Granada Abierta lleva más de una década reivindicando la fiesta de la Mariana en la ciudad. No ha logrado que se declare oficialmente ni por los ayuntamientos del PP ni del PSOE a lo largo de la democracia.

La fiesta laica de Mariana Pineda vuelva a Granada pese a la oposición del consistorio socialista.

MARÍA SERRANO

El Colectivo Granada Abierta vuelve a la carga después de casi 70 años de una fiesta local desaparecida por la dictadura franquista, la fiesta laica de Mariana Pineda. Paco Vigueras, coordinador de la plataforma Granada Abierta aclara a Público la “inmovilidad del ayuntamiento ahora del PSOE de llevar a esta fiesta local a la calle y a los granadinos”. A pesar de que han estado a punto de conseguir la ansiada propuesta, tras fuertes años de inmovilismo con el ayuntamiento del Partido Popular, el nuevo consistorio gobernado por el PSOE ha vuelto a poner como segundo domingo de fiesta en la ciudad la de la Virgen las Angustias. “Nunca han querido darle a Mariana Pineda el sitio que se merece y nos negamos a asumir que no sea una fiesta local como había sido en Granada a principios de siglo y los años 30 hasta el inicio de la guerra civil cuando desaparece”, aclara Vigueras a Público.

La fiesta laica de Mariana Pineda vuelva a Granada pese a la oposición del consistorio socialista.

La fiesta sin presencia institucional no va a poder contar ni con la plaza el día conmemorativo sino un día antes, el 25 de mayo. La céntrica plaza que tiene la estatua de la heroína del liberalismo y que fue pagada por una suscripción popular de los granadinos a finales del siglo XIX, comenzará su festejo este jueves a partir de las 20 horas de forma alternativa. “El pueblo se volcó con su leyenda e hicieron una estatua en una plaza que hoy lleva su nombre y que el ayuntamiento ha negado a darle a la plataforma para hacer el día 26 de mayo un acto oficialista y casposo”.

La novedad del año 2017 de la fiesta de la Mariana destaca en que se va a llevar a cabo la realización de un mural de tres metros de longitud con la imagen de Mariana Pineda que presidirá la fiesta con la que Granada Abierta rendirá homenaje a la heroína de la libertad. “Este proyecto pretende rememorar la iniciativa ciudadana de 1839 que, ocho años después de la ejecución de Mariana y mediante colecta popular, desembocó en la creación de la plaza que lleva su nombre, en la que cada mes de mayo se rinde homenaje a nuestra heroína”, aclara el manifiesto de este colectivo popular.

El mural "Yo también soy Mariana" está elaborado con las fotografías de unas 300 mujeres de distintos ámbitos sociales, profesionales y políticos que reivindican la fiesta y el reconocimiento que merecen los valores que encarna la figura de Mariana Pineda. La reivindicación cuenta en el apoyo del Consejo Municipal de la Mujer.

Recuperando el legado de la heroína por la libertad

El grupo Granada Abierta lleva más de una década intentado recuperar aquel legado de la conocida “heroína de la libertad” en la ciudad de Granada contando en su manifiesto con las firmas de personajes emblemáticos como Luis García Montero o Ian Gibson, muy vinculados con la historia reciente de Granada . “Durante la Segunda República española se consagró el 26 de mayo como festividad local en Granada por todo el simbolismo Mariana Pineda pero el franquismo borró la fecha del mapa y solo buscamos recuperarlo”, apunta Vigueras. Fue tal la intención de borrar su memoria que “taparon la estatua durante muchos años por el mensaje feminista y libertario que tenía el personaje”, destaca la historiadora Antonina Rodrigo, miembro de la Plataforma.

Asesinada por garrote vil en 1831

“Nunca una palabra indiscreta escapará de mis labios para comprometer a nadie. Me sobra firmeza de ánimo para arrastrar el trance final. Prefiero sin vacilar una muerte gloriosa a cubrirme de oprobio delatando a persona viviente”. Con este mensaje se enfrentaba a la muerte Mariana Pineda, una de esas mujeres silenciadas durante largos años por la historia contemporánea. La investigadora Antonina Rodrigo rescata que con tan solo 27 años, Pineda fue asesinada por garrote vil el 26 de mayo de 1831 en la céntrica plaza del Triunfo de Granada en un juicio lleno de trampas e irregularidades. “Pineda fue ninguneada y acusada sin pretextos por el régimen de Fernando VII, convirtiéndose en un símbolo de libertad y justicia” que ha trascendido hasta nuestros días, 186 años después de su muerte. “Aquella fecha se convirtió en jornada festiva en la ciudad después de la desaparición del monarca absolutista en 1837. La fiesta local duró hasta 1936 con el inicio de la Guerra Civil, no volviendo a recuperarse nunca más la fecha”, apunta el coordinador de la plataforma Granada Abierta.

La fiesta laica de Mariana Pineda vuelva a Granada pese a la oposición del consistorio socialista.

El injusto crimen de Mariana Pineda fue llevado al teatro gracias al poeta Federico García Lorca, quien le dedicaría versos como el de “¡Oh, qué día triste en Granada, que a las piedras hacía llorar, al ver que Marianita se muere en cadalso por no declarar!”. La plataforma Granada Abierta pide devolver al presente, la tradicional fiesta de la Mariana. Sin embargo el ayuntamiento a pesar del cambio político no ha concebido aún la oportunidad a la ciudad. “Era una mujer progresista en pleno siglo XIX que quería participar en la vida pública como los hombres y reivindicar su capacidad de decisión propia frente al marido y al padre”, señala Rodrigo sobre su figura tan necesaria en el siglo XXI.

La otra fiesta polémica, el día de la toma

Las reuniones de la plataforma con el Ayuntamiento de Granada, gobernado por el Partido Socialista han resultado, hasta el momento, fallidas. “La única festividad local que ellos quieren reivindicar es la toma de Granada por parte de los Reyes Católicos y la de la Virgen de las Angustias”. La primera constituida como una fiesta de fuerte arraiga incumple, en su celebración, con los principios democráticos y de tolerancia, tal y como apunta el colectivo siendo una festividad con graves problemas de diferencias entre los vecinos de Granada. “Es vergonzoso ver a grupos de ultraderecha cantar el Cara al sol, ver en las calles a los antidisturbios por los posibles altercados a causa de los gritos xenófobos que se reivindican en una ciudad tan multicultural y mestiza como es Granada”, señala Vigueras.

Cada dos de enero, se realiza un despliegue, por parte de la corporación municipal “para hacer propaganda electoral con una fiesta anacrónica, sectaria y excluyente”. Indignado con el impulso que se da a una festividad de corte "casi fascista", Vigueras señala que “ya está bien de que en nuestra ciudad se celebre como festividad local la toma de Granada por parte de los Reyes Católicos, que provocó la huida de muchas culturas de esta tierra, como la árabe y la judía y que provocó grandes separaciones”, aclara.

Sobre la próxima edición de la fiesta de la Mariana, Vigueras espera que se retomen las relaciones con el ayuntamiento “algo más progresista”. El colectivo espera conseguir de una vez que sea un día festivo por la igualdad en la ciudad de Granada.