Público
Público

Madrid incumple por quinto año el límite legal de contaminación

En 2014, se siguieron incumpliendo los niveles establecidos por la UE para dióxido de nitrógeno. Las partículas en suspensión, las más peligrosas rebasaron las recomendaciones de la OMS.

Un ciclista pasea por Pozuelo ante la boina de contaminación de Madrid. EFE

MADRID. -Madrid incumple, año tras año, la legislación europea sobre los niveles de contaminación, una directiva de carácter obligado para los Estados miembros que en el caso de la capital se lleva violando consecutivamente desde 2010.


Según el último informe de Ecologistas en Acción sobre calidad del aire en Madrid, que refleja los datos oficiales recogidos por las 24 estaciones de medición del Ayuntamiento, en 2014 se han seguido superando los valores mínimos legales en al menos dos de los tres contaminantes más peligrosos para la salud: el dióxido de nitrógeno (NO2) y el ozono troposférico (O3). Un tercer contaminante, el que se refiere a las partículas en suspensión (PM10 y PAM 2.5) no rebasan las barreras legales pero sí las recomendadas por la Organización Mundial de la Salud, que para algunas sustancias mantiene límites más estrictos que los aprobados por el Parlamento Europeo.


El caso más flagrante de superación de estos límites se da en los niveles de dióxido de nitrógeno, en su mayor parte producido por los automóviles diesel y principal causante de la boina de contaminación que envuelve el cielo de Madrid desde hace dos semanas. Para este contaminante, el valor límite anual para la protección de la salud humana está fijado en 40 microgramos por metro cúbico. En 2014, 8 de las 24 estaciones de medición de Madrid lo igualaron o lo superaron, niveles similares a los de 2013. En el valor límite horario (200 microgramos por metro cúbico), sin embargo, sí hubo un repunte significativo: en 2012 y en 2013 sólo tres estaciones de medición superaron los límites en más de 18 ocasiones, frente a las 6 estaciones que lo hicieron en 2014.

 

Madrid tiene abierto un expediente de infracción por incumplir los límites legales

Los datos son más polémicos en cuanto a las partículas en suspensión, las más perjudiciales para la salud y las que, según la comunidad científica, están más relacionadas con las muertes prematuras, cáncer de pulmón, afecciones respiratorias y cardiovasculares e ingresos hospitalarios. La Unión Europea estableció unos límites legales considerados “demasiado laxos” por los ecologistas y por la Organización Mundial de la Salud, que mantiene márgenes mucho más estrictos. Para las partículas en suspensión PM2,5, por ejemplo, el margen legal se establece en 25 microgramos por metro cúbico, mientras que el de la salud humana en 10.

Por esta razón, Madrid no supera los niveles legales de la UE en ninguna de sus estaciones de medición, pero sí los niveles saludables en al menos 5 de las estaciones que miden las partículas PM2,5.

Irrumpe el ozono troposférico

Pero quizás uno de los datos más significativos del informe de 2014 es la irrupción de un contaminante, el ozono troposférico, que no solía ser habitual en las zonas más céntricas de la ciudad al ser una sustancia que se forma en la atmósfera por la reacción química de otros contaminantes y la luz del sol. En 2013 comenzó a aparecer en algunos de los medidores no suburbanos y este año se confirma: al menos en 8 de las 14 estaciones que miden el CO3 registraron más de 25 superaciones del valor límite legal octohorario (120 microgramos por metro cúbico de aire).

Madrid afronta un serio problema legal por rebasar los límites de contaminación atmosférica de la UE, obligatorios desde 2010. El Ayuntamiento de Madrid solicitó una prórroga en el cumplimiento para poder adaptarse a la nueva directiva, pero la Comisión Europea la rechazó porque consideraba que el Plan de Calidad el Aire del consistorio no era suficiente para cumplir con la normativa.

Ahora, Madrid tiene abierto un expediente de infracción pendiente de establecer una sanción económica.

Ecologistas en Acción presentó el 23 de diciembre una denuncia penal contra Ana Botella y contra el delegado de Área de Gobierno de Medio Ambiente, Diego Sanjuanbenito ante la “persistente inacción de las autoridades competentes”.

Más noticias