Público
Público

FC Barcelona Los Mossos registran las oficinas del Barça y detienen a Josep Maria Bartomeu, que pasa la noche en comisaría

El registro está vinculado con el denominado 'BarçaGate'. Bartomeu y los tres directivos detenidos se han negado a declarar. El expresidente del Barcelona y su mano derecha Jaume Masferrer pasarán a disposición judicial el martes.

Fotografía de archivo del expresidente del FC Barcelona Josep Maria Bartomeu.
Fotografía de archivo del expresidente del FC Barcelona Josep Maria Bartomeu. EFE

Agentes del Área Central de Delitos Económicos de los Mossos d'Esquadra registraron desde este lunes por la mañana las oficinas del Fútbol Club Barcelona en el estadio Camp Nou. En el marco de la operación policial, los agentes han detenido al expresidente del club Josep Maria Bartomeu.

Hay otros tres arrestados: Óscar Grau, actual director general, Jaume Masferrer, exdirector del área de la presidencia, y Roman Gómez Ponti, jefe de los servicios jurídicos, según confirmaron a EFE fuentes judiciales. Gómez Ponti y Grau se encontraban en las oficinas del club. Ambos fueron trasladados a una comisaría de los Mossos junto con Bartomeu y Masferrer, quienes fueron detenidos en sus respectivos domicilios.

Los agentes mantienen retenidos a algunos altos ejecutivos. Según ha podido saber Público, el expresidente Bartomeu y los tres directivos detenidos se han negado a declarar. El expresidente del FC Barcelona Josep Maria Bartomeu y su mano derecha Jaume Masferrer pasarán la noche en el calabozo de la comisaría, mientras que el director general Óscar Grau y el jefe de los servicios jurídicos del FC Barcelona, Roman Gómez-Ponti han quedado en libertad.

En cambio, los Mossos han invitado a marcharse a otro grupo de empleados que no han considerado que debieran declarar, según fuentes del club, que en un comunicado ha expresado "su máximo respeto" por el procedimiento judicial. En las diligencias previas, la Policía catalana encontró indicios de posible administración desleal y/o corrupción entre particulares.

Según un comunicado de los Mossos, se han efectuado cinco registros –uno de ellos en las oficinas del Camp Nou– se han realizado en diferentes espacios, tanto de sociedades como de particulares, para buscar material útil para la investigación.

De acuerdo a fuentes policiales citadas por la agencia de noticias, el registro de las oficinas está vinculado con el denominado BarçaGate. Los Mossos, que ya entraron en las oficinas del club en julio de 2020, buscan más información sobre el caso.En este caso se investiga si una empresa contratada por el club azulgrana llevó a cabo una campaña de desprestigio en las redes sociales de jugadores, como Lionel Messi o Gerad Piqué, y entidades contrarias a la directiva de Bartomeu.

Agentes del Área Central de Delitos Económicos de los Mossos d'Esquadra en las oficinas del FC Barcelona en el Camp Nou. Quique Garcia / EFE

Los Mossos también entraron a registrar la sede en Barcelona de la empresa I3 Ventures, la cual habría trabajado para el club y estaría relacionada en el BarçaGate. Según fuentes judiciales, además de la sede de I3 Ventures, que comparte con la empresa NSG Social Science, el cuerpo policial catalán también registró la sede en Barcelona de Telampartner, una empresa dedicada a la inversión financiera.

Esta investigación judicial parte de una denuncia del grupo de opinión azulgrana Dignitat Blaugrana y se encuentra aún bajo secreto de sumario, el cual ha sido alargado seis veces por el Juzgado de Instrucción número 13 de la Audiencia de Barcelona. La última prórroga finaliza el 10 de marzo.

La operación policial se lleva a cabo justo en la semana en que el próximo domingo, 7 de marzo, están previstas las elecciones a la presidencia del FC Barcelona después de que una moción de censura forzase la dimisión del expresidente Bartomeu y de su junta directiva.

El BarçaGate, caso adelantado por la Cadena SER en febrero de 2020, nace con el pago de un millón de euros del FC Barcelona a la empresa I3 Ventures -en cinco pagos de 198.000 euros para presuntamente saltarse el control interno del club- para monitorizar redes sociales.

Algunas de las supuestas cuentas controladas por la empresa contratada por el club se dedicaban a criticar a jugadores en activo del club o a expresidentes como Joan Laporta, ahora candidato a la presidencia en las elecciones de este domingo junto al también afectado Víctor Font, y Toni Freixa. Fruto de este caso, varios directivos, entre ellos el entonces vicepresidente y quien era considerado futuro 'presidenciable', Emili Rousaud, dimitieron al estar en contra de las decisiones tomadas por Bartomeu antes de la renuncia en bloque de toda la junta directiva.

Más noticias de Política y Sociedad