Público
Público

Acto colectivo de apostasía en Zaragoza

Un grupo laicista presentó ayer 210 solicitudes para darse de baja de la Iglesia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Una veintena de activistas del Movimiento hacia un Estado Laico (MHUEL) presentaron ayer ante el Arzobispado de Zaragoza 210 solicitudes de renuncia a la Iglesia Católica.

Las peticiones de baja se han recogido durante la campaña de apostasía colectiva que MHUEL ha celebrado en la capital aragonesa durante el mes de octubre. Según el coordinador del movimiento en Zaragoza, Antonio Aramayona, el personal del Arzobispado les 'estaba esperando' y han recogido las declaraciones de apostasía 'con toda normalidad, sin trabas y sin ningún tipo de problema'.

Aramayona insiste en que, 'si bien al principio se ponían más complicaciones a las solicitudes de apostasía, ahora es un trámite que no conlleva ningún tipo de dificultad'.

Después de la presentación de la declaración, el Arzobispado convocará individualmente a cada uno de los solicitantes, para que refrende esa renuncia a su pertenencia al credo católico. En principio, y según la diócesis, el trámite se habrá completado en apenas un mes a partir de ese momento.

Por otro lado, el Ayuntamiento de Zaragoza aprobó ayer la redacción de un nuevo reglamento para el cementerio municipal que recoja una sensibilidad aconfesional. La moción, presentada por la Chunta Aragonesista (CHA) y aprobada por unanimidad, defiende que el nuevo reglamento deberá recoger el respeto a los principios de los creyentes y no creyentes.