Público
Público

Ban Ki-moon cree que la crisis alimentaria puede ser una oportunidad para salvar a los pobres

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, se mostró hoy convencido de que la actual crisis alimentaria puede ser un revulsivo que ayude a actuar a largo plazo y se convierta en una oportunidad para sacar de la miseria a millones de personas, especialmente en África.

"Estoy convencido de que podemos manejar la crisis global de los alimentos. Tenemos los recursos. Tenemos el conocimiento. Sabemos lo que hacer. Por tanto deberíamos considerar esto no sólo como un problema sino como una oportunidad", aseguró Ban durante una conferencia ofrecida en el Palacio de Naciones de Ginebra.

"Es una gran oportunidad para arrancar de raíz los problemas de muchos de los más pobres del mundo, el 70 por ciento de los cuales viven como pequeños agricultores. Si les ayudamos, si les ofrecemos ayuda y la mezcla correcta de políticas nacionales e internacionales, la solución llegará", agregó.

Ban ofreció la conferencia tras concluir en Berna una reunión con los directores de las agencias y organismos de Naciones Unidas, y con los dirigentes del Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional y la Organización Mundial del Comercio para tratar la actual crisis alimentaria.

En ella se decidió que, para hacer frente a la actual crisis, hay que apelar a los donantes para que financien las necesidades del Programa Alimentario Mundial (PAM) y del Fondo de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

En la conferencia, Ban recordó que el aumento de los precios de los alimentos es incesante y citó el ejemplo del arroz, que subió de 400 a 1000 dólares la tonelada en una semanas.

Para el secretario general de la ONU, las causas de la crisis son varias: el aumento de los precios de los combustibles, la demanda creciente de alimentos, malas políticas comerciales, el cambio climático, la especulación, y la producción de biodiesel.

Pero considera que si los países ricos se comprometen con el objetivo de paliar una crisis que ellos contribuyeron a generar, el cambio es posible.

El secretario general, además, considera que si se solventa la crisis alimentaria y se ponen las bases para que no vuelva a ocurrir en el futuro, esas soluciones servirán para promover el resto de Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

"Manejadas correctamente, nuestras soluciones para la crisis alimentaria podrían promover el resto de ODM. Todos están estrechamente ligados", afirmó.

Los ODM fueron establecidos en el año 2000 y pretenden reducir a la mitad antes del 2015 los problemas que identifican, como la pobreza, el analfabetismo, o la mortalidad infantil, entre otros.

Ban se refirió específicamente a África, continente que visitó la semana pasada y que es el más afectado por la crisis actual.

"Tenemos que dedicar especial atención a las necesidades específicas de África. No hay ninguna razón para que África no haga su propia revolución verde como en sudeste asiático", aseveró.

Explicó que los expertos aseguran que el continente negro puede doblar su producción agrícola en los próximos años, y explicitó que el grupo de trabajo de la ONU para la aplicación de los ODM en África estima que el costo para hacerlo posible sería "relativamente modesto", entre 8.000 y 10.000 millones de dólares anualmente.

El secretario general fue tajante al afirmar que "África es todo menos un continente perdido".

Finalmente, el secretario general acabó su discurso de forma muy optimista y alentando a todo el mundo a ponerse 'manos a la obra'.