Publicado: 16.06.2014 12:46 |Actualizado: 16.06.2014 12:46

Barroso responsabiliza al Banco de España de la crisis por sus "errores importantes"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de la Comisión Europea (CE), José Manuel Durao Barroso, ha responsabilizado en parte al Banco de España de la crisis desatada en España ante los "errores muy importantes" cometidos en la supervisión del sector financiero, por lo que ha pedido "asumirlo" y reconocer que los problemas no fueron creados por la Unión Europea.

"Siempre que preguntábamos cómo está la banca en España, cómo están las cajas ante los rumores de mercado, la respuesta era: todo está perfecto. El Banco de España, que era el mejor banco, decía 'está todo perfecto", ha explicado Durao Barroso, quien se ha preguntado varias veces antes de hacer esta afirmación: "¿De quién es la culpa (de la crisis en España)?".

Durante la jornada inaugural del seminario La Europa que deja la crisis, organizado por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo en colaboración con la Asociación de Periodistas de Información Económica (Apie) y patrocinado por BBVA, ha cuestionado que desde España se culpe de la crisis y los esfuerzos de los ciudadanos a la UE y a la canciller alemana, Angela Merkel. En este sentido, Durao Barroso ha enfatizado que la supervisión del sector financiero en España antes de la crisis era competencia nacional. "Es muy fácil decir que la culpa es de Europa", ha lamentado, para después defender que la crisis en Europa no se explica por el euro.

El presidente de la Comisión ha llamado así al "rigor intelectual" y a evitar la "propaganda política". Con todo, ha alabado los avances en España, si bien ha advertido de que la recuperación aún es "tímida" por la elevada deuda pública y privada, y sobre todo por la "inaceptable" tasa de paro.

Por ello, ha instado a seguir con unas reformas estructurales "ambiciosas" como las que han posibilitado a España dejar atrás una "larga" recesión en el tercer trimestre de 2013. También ha reforzado las peticiones de reformas ante la "distancia" existente entre la mejoría en el PIB y la prima de riesgo y la percepción de los ciudadanos. "El crecimiento no se traduce inmediatamente en creación de empleo", ha avisado.

Durao Barroso ha valorado el "compromiso de reformas" mostrado por el Gobierno español, aunque ha advertido sobre la "lacra" del paro juvenil. Además, ha asegurado que el programa de asistencia financiera para sanear la banca española ha fortalecido la confianza y el sector, al tiempo que ha avalado las reformas de las pensiones y del mercado de trabajo, entre otras medias.

Durante su discurso, el presidente del Ejecutivo comunitario ha reivindicado que la UE ha demostrado una "resistencia extraordinaria" durante la crisis y ha aprovechado para criticar la "esquizofrenia" política en debates como el de los eurobonos. Al respecto, ha lamentado que algunos partidos políticos defendieran posiciones "diferentes" en el consejo europeo y en su país de origen. "Todo esto dificulta el entendimiento de Europa", ha indicado.

El presidente del Banco Santander, Emilio Botín, ha afirmado este lunes que el Banco de España "trató de anticiparse" a la crisis financiera "con medidas innovadoras, como las provisiones anticíclicas", palabras con las que ha querido defender la actuación del regulador en los últimos años. Botín reaccionaba así después de que el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, responsabilizase en parte al Banco de España de la crisis desatada en España ante los "errores muy importantes" cometidos en la supervisión del sector financiero, por lo que ha pedido "asumirlo" y reconocer que los problemas no fueron creados por la Unión Europea. "No estoy de acuerdo con las declaraciones del presidente de la Comisión Europea sobre la responsabilidad directa del Banco de España en la crisis financiera", ha aseverado Botín a través de un comunicado difundido por el Banco Santander. A su juicio, el problema "estaba en el deficiente modelo de gobierno corporativo y de gestión que tenían una gran parte de las antiguas cajas de ahorro" más que en la supervisión. "Y a pesar de ello, el coste sobre el PIB del saneamiento de las cajas en España ha sido inferior al de la mayoría de países europeos, como Irlanda, Grecia, Países Bajos, Portugal y Reino Unido", ha sentenciado el directivo.