Público
Público

La BBC defiende su derecho a hacer una pregunta incómoda sobre la salud de Brown

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La BBC ha defendido su derecho a hacer preguntas incómodas sobre la salud del primer ministro británico, Gordon Brown.

En una dura entrevista este fin de semana, uno de los más veteranos reporteros de la emisora pública, Andrew Marr, preguntó a Brown si era uno de los muchos británicos que tienen que recurrir a los "analgésicos bajo receta y otros fármacos para salir adelante".

Visiblemente incómodo, el líder laborista calificó la pregunta de inapropiada y se refirió en cambio a sus problemas de visión: la pérdida de un ojo durante un partido de rugby cuando era joven y la necesidad de someterse a exámenes de vista anuales tras una operación por desprendimiento de retina en el otro.

Según fuentes del Partido Laborista, la oficina del primer ministro se ha quejado a la BBC para expresar su disgusto por el hecho de que la emisora pública hubiera hecho una pregunta sobre la salud de Brown basada en un simple rumor lanzado desde un blog acerca de que se estaba medicando contra la depresión.

El rumor, que lleva circulando tres semanas, ha sido desmentido una y otra vez desde el Gobierno.

El ex líder laborista Neil Kinnock puso en tela de juicio la sensatez del periodista que dirigió esa pregunta al primer ministro y dijo que la emisora pública se había "degradado y deshonrado".

Un portavoz de la BBC replicó, sin embargo, que el periodista había "hecho una pregunta legítima sobre la salud del líder del país. No es la primera vez que se pregunta a un primer ministro por su salud".

El autor del comentario en el blog sobre la salud del primer ministro en el que se basó el periodista para hacer su pregunta dijo este lunes que no tenía pruebas de que Brown tomara antidepresivos.