Público
Público

La Candidatura Ibérica se muestra en un duelo con sabor a Mundial

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las selecciones de Portugal y España disputan un duelo con cuentas pendientes, tras el triunfo de la Roja en los octavos de final del pasado Mundial de Sudáfrica (1-0), en un amistoso en el Estadio da Luz donde se muestra la Candidatura Ibérica al Mundial 2018.

Un gol de David Villa fulminó las ilusiones portuguesas en Sudáfrica y significó el primer paso hacia la gloria de España en el Mundial 2010. Fue en la primera eliminatoria a vida o muerte que devolvió las buenas sensaciones a un equipo que jugó en tensión la fase de grupos tras el traspié inicial y dejó una herida en una selección liderada por Cristiano Ronaldo.

España afronta el último encuentro del mejor año de su historia con la intención de poner el broche de oro. Lanza un mensaje de apuesta por el buen fútbol en cada partido que encara y Vicente Del Bosque hace un homenaje a los campeones del mundo, convocando a todos los disponibles más Santi Cazorla.

Aunque pensó en repetir el equipo que disputó la final en Johannesburgo frente a Holanda, finalmente la inesperada gastroenteritis aguda que sufre Pedro Rodríguez lo impide.

Sí estará el cerebro de la Roja, Xavi Hernández, a quien Del Bosque no forzará por la lesión que arrastra en los tendones de Aquiles de ambas piernas, que le conduce a medir sus esfuerzos y no disputar varios partidos por semana. Será titular y no acabará el partido. Tiene recambio de garantía. Cesc Fábregas está de vuelta tras perderse por lesión los dos últimos encuentros camino de la Eurocopa 2012.

Las molestias en un tobillo de Fernando Torres y la gastroenteritis de Pedro resuelven la única duda que tenía el seleccionador español, que apostará por Fernando Llorente. La racha goleadora del 'gigantón' del Athletic Club y su buen papel ante Portugal en el Mundial, cuando su entrada fue decisiva, le avalan. "Desde entonces ha tenido un crecimiento notable", aseveró Del Bosque.

David Villa jugará en la banda izquierda en un día en el que puede convertirse en el máximo goleador de la historia de la selección, tras igualar en Glasgow a Raúl González con 44 tantos.

El último amistoso disputado por España acabó con derrota por goleada (4-1). Fue en Buenos Aires, ante Argentina. Sin rodaje. Sin entrenamientos. Recién iniciada la pretemporada. Con la lección aprendida, en Lisboa, con el estreno de la nueva camiseta, la estrella en el pecho y el emblema de campeón del mundo, los internacionales españoles prometen espectáculo.

Será en un encuentro que, pese al carácter amistoso y casi festivo, Portugal afronta con una especial motivación, con ganas de vengar la derrota mundialista y deseosa de seguir en la línea ascendente que protagoniza desde que llegó al banquillo Paulo Bento.

España es un país que dejó marcado al nuevo seleccionador luso tras sus cuatro años como futbolista del Real Oviedo -donde incluso portó el brazalete de capitán- y por ser también la selección ante la que debutó como internacional en 1992.

Aquella derrota en Pretoria, en octavos de final, fue un duro golpe para Portugal, convencida entonces de sus posibilidades frente a España. A su eliminación se sumaron los problemas con el anterior seleccionador, Carlos Queiroz, enfrentado a jugadores como Deco y al vicepresidente de la Federación Portuguesa de Fútbol, Amandio de Carvalho.

La llegada de Paulo Bento -previo intento de contratar a José Mourinho de forma temporal- supuso un bálsamo para la selección lusa, que ganó y convenció en sus partidos de clasificación para la Eurocopa 2012 contra Dinamarca (3-1) e Islandia (1-3) después de haberse complicado la vida con un empate frente a Chipre (4-4) y una derrota ante Noruega (0-1).

Quien tendrá una motivación extra en el duelo de mañana y ante su afición será la estrella del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, cuya actuación en el Mundial no cumplió con las expectativas y que desde el cambio de seleccionador ha mejorado sus actuaciones en el campo notablemente, con dos goles incluidos.

Portugal podrá presentar su once de gala, a excepción del lateral izquierdo Coentrao, lesionado. Recupera al jugador del Chelsea Bosingwa, quien regresa a una convocatoria un año después, tras superar una lesión de rodilla.

El partido de mañana servirá para promocionar la Candidatura Ibérica al Mundial 2018 ó 2022, a la que se presentan de forma conjunta los dos países, y se inscribe también dentro de los actos de celebración del primer Centenario de la República de Portugal (1910-2010).

Las dos selecciones saltarán con una pancarta y camisetas promocionales y los capitanes Cristiano Ronaldo e Iker Casillas leerán un manifiesto antes de un encuentro de fiesta y hermandad.

- Alineaciones probables:

Portugal: Eduardo; Joao Pereira, Ricardo Carvalho, Pepe, Miguel Veloso; Carlos Martins, Raúl Meireles, Joao Moutinho; Cristiano Ronaldo, Nani y Hugo Almeida.

España: Iker Casillas; Sergio Ramos, Piqué, Puyol, Capdevila; Busquets, Xabi Alonso, Xavi, Iniesta; Pedro o Llorente y Villa.

Árbitro: Antony Gautier (FRA)

Estadio: Estadio da Luz.

Hora: 21.00 local (21.00 GMT).