Público
Público

Chávez exige que se mantenga al pueblo "siempre informado" sobre su estado de salud

El vicepresidente Maduro responde con transparencia a los rumores sobre la muerte del comandante. "Me apretó la mano con una fuerza gigantesca", relata

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, ha vuelto a dar cuenta del estado de salud de Hugo Chávez sin esconder un ápice la gravedad de la situación. Maduro, en una entrevista televisiva a Telesur, relató las últimas conversaciones que mantuvo con el presidente en el hospital de La Habana donde permanece ingresado.

'En el transcurso de estos días yo pude verlo en dos oportunidades, conversar con él. Él está consciente absolutamente de lo complejo del estado postoperatorio', aseguró, para después confirmar que Chávez ha registrado 'ligeras mejorías, a veces situaciones estacionarias'. Para dar muestras de la energía con la que afronta el postoperatorio, Maduro reveló que en uno de sus encuentros 'lo saludé (a Chávez) con la mano izquierda y me apretó con una fuerza gigantesca mientras hablábamos'.

Para dar una muestra más de la transparencia con la que el Gobierno venezolano está informando de todo lo referente al estado de salud de Chávez, Maduro aseguró que el propio presidente le había pedido 'expresamente' que mantuviera al pueblo informado 'siempre con la verdad, por dura que ella fuera' y aseguró que el Gobierno ha cumplido con esta orden desde el día de la intervención quirúrgica, el pasado 11 de diciembre. 

El presidente venezolano se encuentra internado en el hospital CIMEQ, en las afueras de La Habana. Se trata del mismo centro de salud donde se operó a Fidel Castro en el 2006, a raíz de una enfermedad que lo puso al borde de la muerte y le obligó a renunciar a todos sus cargos políticos.

Las razones fundamentales que llevaron al mandatario venezolano a atenderse en Cuba tienen que ver con la seguridad y la discreción. El CIMEQ atiende a la mayoría de los dirigentes cubanos y sus médicos, enfermeros, técnicos e incluso el personal de servicio son personas que han pasado decenas de filtros de seguridad.

Las especulaciones sobre la salud de Chávez y las supuestas filtraciones parecen tan irreales como lo fueron las de Fidel Castro, cuya muerte se anunció, 'de buena fuente', decenas de veces. Difícilmente el personal que trabaja atendiendo al mandatario venezolano está dispuesto a arriesgar su carrera ofreciendo una versión oficiosa a medios de comunicación de Miami o Madrid.

Ni siquiera en la zona donde se encuentra ubicado el centro hospitalario un extranjero puede moverse con libertad en busca de información. CIMEQ se encuentra a pocas manzanas de la casa de Fidel Castro, una zona conocida como Punto Cero, que cuenta con especiales controles de seguridad. Un automóvil que se averíe en los alrededores recibe la ayuda inmediata de una patrulla policial.

Sin embargo, en el caso del presidente Hugo Chávez no haría falta buscar fuentes alternativas porque lo cierto es que el Gobierno venezolano ha estado informando regularmente sobre su situación, incluso cuando las noticias no han sido buenas como la infección respiratoria que agravó su estado tras la operación quirúrgica.

Los rumores que se publican en algunos medios sobre la inminente muerte de Chávez han sido criticados por el Ejecutivo venezolano y por las hijas del presidente, quienes han pedido que se respete los sentimientos de la familia. En las redes sociales se habla incluso de que ya está muerto y que se espera el momento adecuado para anunciarlo. Su yerno, Jorge Arreaza, desmintió tal desenlace a través de su cuenta en Twittter: 'Compatriotas, NO crean en rumores mal intencionados. El Presidente Chávez ha pasado el día tranquilo y estable, acompañado por sus hij@s'.


La fuente de muchos de estos rumores es un médico venezolano residente en Miami, Rafael Marquina, más famoso por anunciar hace meses la muerte de Fidel Castro y ahora la de Hugo Chávez que por sus conocimientos profesionales. Lo curioso es que confiesa no tener información de los médicos que atienden al mandatario venezolano pero insiste a asegurar que morirá en las próximas horas.

Sin duda, el estado de salud de Hugo Chávez es delicado, tal y como ha estado asegurando el Gobierno venezolano. Los riesgos de la intervención quirúrgica quedaron claros desde que el mismo mandatario lo anunció en Venezuela, cuando se despidió de sus compatriotas y pidió el apoyo popular para el vicepresidente Nicolás Maduro, en caso de que su fallecimiento obligase a convocar nuevas elecciones. Pero en medio de la campaña de rumores surgen voces como la del presidente de Uruguay, José Mujica, quien reconoció el papel de Hugo Chávez en la región afirmando: 'Yo todavía no he podido creer en Dios (pero) si tan importante señor existe, espero que le dé una mano a los pobres de América Latina defendiendo la salud del Comandante'.