Público
Público

El cinturón de seguridad cumple 50 años salvándonos la vida

En este periodo ha evitado la muerte en accidentes de tráfico de más de un millón de personas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El cinturón de seguridad, el sistema de seguridad pasiva más efectivo, celebra este jueves sus 50 años de existencia, un periodo en el que ha evitado la muerte en accidentes de tráfico de más de un millón de personas.

El primer vehículo de la historia equipado con este sistema de seguridad, un Volvo PV544, fue entregado el 13 de agosto de 1959 a un concesionario de la localidad sueca de Kristianstad, recordó hoy el Consejo Europeo para la Seguridad en el Transporte (ETSC, en inglés).

Cuatro días después, el ingeniero Nils Ivar Bohlin, originario de ese país escandinavo, presentó la patente de su invento: el cinturón de tres puntos de anclaje.

Sin embargo, la patente fue liberada poco después, por lo que el sistema se generalizó rápidamente.

Hoy en día, todos los vehículos que se fabrican están equipados con el cinturón de seguridad, lo que permitió que el pasado año se salvaran 13.000 vidas solamente en la Unión Europea (UE).

No obstante, la ETSC lamenta que al menos 4.300 muertes podrían haberse evitado si todos los ocupantes de los vehículos implicados en accidentes de tráfico hubiesen usado el cinturón.

En la UE, el 90% de los conductores y copilotos se pone el cinturón cuando sube al coche, un porcentaje que se reduce al 70% en el caso de los ocupantes de los asientos traseros.

Según el ETSC, los pasajeros que se sientan detrás infravaloran la capacidad del uso del cinturón de seguridad en sus asientos, y no tienen en cuenta que, en caso de colisión, pueden salir disparados contra las butacas delanteras e incrementar el riesgo de mortalidad del piloto y el copiloto.

Pese a que llevar el cinturón es obligatorio en los Veintisiete, existen diferencias entre los países nórdicos y el oeste de la UE -donde está más extendido su uso- y los países del este -donde se muestran más reticentes-, indica.

Para uno de los expertos del centro, Vojtech Eksler, la obligación de abrocharse el cinturón no es suficiente para que todos los ocupantes se coloquen este dispositivo.

Por ello, defendió la puesta en marcha del carné por puntos, los controles regulares y la introducción de sistemas que se accionan cuando alguno de los pasajeros no lleva el cinturón, un método que, por el momento, sólo 'está presente en una pequeña proporción de vehículos', lamentó.

'En caso de accidente, el cinturón de seguridad es el elemento de seguridad pasiva más importante, y no puede ser reemplazado por el airbag', concluyó Eksler.