Público
Público

El consejo de Repsol acepta el acuerdo entre Argentina y España por YPF

Acepta por unanimidad el pacto y expresa su deseo de que "se abra cuanto antes el periodo de conversaciones" con el Gobierno argentino. La petrolera española contratará a un banco de inversión internacional para qie le a

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, dijo este miércoles, antes de que el consejo de administración se reuniera, que el principio de acuerdo alcanzado entre España, Argentina y México por la expropiación —nacionalización para otros— a Repsol del 51% de YPF en abril de 2012 era 'positivo y favorable' y que sería bueno que cuajara. Y cuajó: poco después de las 20:00 horas de la tarde la petrolera anunciaba que daba luz verde al pacto del pasado lunes.

El consejo de administración de Repsol también acordó iniciar la negociación de los detalles con el Gobierno argentino. 'Con el objeto de desarrollar este principio de acuerdo, Repsol ha decidido iniciar en breve plazo conversaciones entre sus equipos y los del Gobierno argentino, a fin de buscar una solución justa, eficaz y pronta a la controversia', dijo Repsol en un comunicado.

El importe de la indemnización ascenderá a 5.000 millones de dólares. Argentina pagará en bonos soberanos con una rentabilidad (cupón) de entre 8,25% y el 8,75%, y un periodo de gracia entre dos y cuatro años, tiempo en el que no se realizará pago alguno. Esta cantidad es la mitad de la cantida en la que inicialmente Repsol, y su presidente Antonio Brufau, habían tasado la compensación que estimaban justa por la nacionalización de YPF en abril de 2012.

Como parte del proceso, la petrolera española contratará a un banco de inversión internacional para que 'apoye al equipo' encargado de participar en el proceso de concreción del acuerdo. El objetivo es hacer frente a las 'exigencias que plantea la complejidad propia de un asunto tan relevante' y responder a los 'términos y garantías apropiados para asegurar su eficacia'.

El consejo quiso aprovechar para lanzar un mensaje de apoyo a la gestión de su presidente, Antonio Brufau, que siempre se mostró reacio a un pacto con Argentina y que el pasado lunes quedó desautorizado al anunciarse el preacuerdo, que gustaba a casi todos. De hecho, en las últimas 48 horas, se especuló mucho sobre la posibilidad de que Brufau dimitiera este mismo miércoles.

Pero no ha dimitido: Brufau sigue pese a que uno de sus accionistas de referencia, la petrolera mexicana Pemex, con un 9,4% del capital de Repsol, no quiso respaldar a Brufau. El representante de los mexicanos en el consejo votó en contra de dar su 'pleno apoyo' a la estrategia de Repsol y a la gestión de su equipo de dirección. El de Pemex fue el único consejero que votó en contra de este último punto.

Además, el consejo aprobó el dividendo a cuenta de los resultados de 2013 que ascenderá a 0,5 euros por acción y podrá pagarse en acciones o efectivo.