Público
Público

Corbacho confía en conciliar "bien" para alcanzar un acuerdo lo antes posible

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, dijo hoy que espera "hacer bien los cálculos" para conciliar las propuestas de los agentes sociales y alcanzar un acuerdo en el diálogo social "lo antes posible".

Así se refirió el ministro a las pretensiones de patronal y sindicatos en el diálogo social tras el acto de entrega de diplomas a la XXII promoción de subinspectores de Empleo y Seguridad Social.

Corbacho destacó que "habrá que ver" el margen de 1,5 puntos de rebaja de las cuotas empresariales a la Seguridad Social que existe entre la propuesta del Gobierno, que defiende reducirlas en 0,5 puntos, y la del presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, que, dijo el Ministro, "según he podido leer" en algún medio de comunicación busca los dos puntos.

La intención del Gobierno, defendió, es aligerar el costo de las empresas pero advirtió de que el sistema de la Seguridad Social no puede ponerse "en riesgo", por lo que a partir de ese principio deben tenerse en cuenta los márgenes de maniobra para cualquier tipo de reducción.

Aunque el ministro previó cerrar el año con un superávit de la Seguridad Social de 3.000 ó 4.000 millones de euros, también reconoció que la hipótesis de este ejercicio puede variar en los próximos años, por lo que habrá que considerar entonces la proyección de las afiliaciones.

Asimismo, señaló que todas las medidas que se adopten para salir de la crisis económica deben tener un "horizonte temporal" y que el año 2011 marcará "un antes y un después".

"No parece razonable que cuando Europa empiece a salir de la crisis algunas medidas necesariamente se tengan que adoptar", apostilló.

Corbacho se refirió así a la posibilidad de ampliar el tiempo de cobertura de la prestación por desempleo para aquellas personas que la hayan agotado y no encuentren trabajo.

Frente a la reivindicación de los sindicatos para alargar esta prestación al periodo de un año, el titular de Trabajo enfatizó que que se trataría de lograr esfuerzos por "periodos cortos", que no se conviertan en subsidios y que estén ligados a la formación para volver cuanto antes a ocupar un puesto de trabajo.

Corbacho aseveró que el clima de la negociación es "distendido" y de "colaboración", por lo que esperó que la reunión de mañana entre Gobierno, sindicatos y patronal vaya en esa dirección y facilite un acuerdo.

En su opinión, dicho acuerdo no será "suficiente" para solucionar la crisis mundial, pero confió en la responsabilidad que "están demostrando" sindicatos y empresarios para cerrarlo.