Público
Público

Desciende casi un 10 por ciento el precio del crudo de la OPEP en una semana

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El precio del petróleo de la OPEP ha descendido casi un 10 por ciento en una semana caracterizada por una marcada tendencia bajista de la demanda del crudo en los mercados internacionales, tal como lo adelantaba esta organización.

En su informe anual de previsiones del consumo mundial para 2009, publicado el miércoles, la OPEP dibujaba un sombrío panorama para la demanda de crudo, que debido al impacto de la crisis económica pasará una larga etapa de capa caída, hasta 2012, cuando se prevé por primera vez un mayor consumo frente al último pico de 2007.

El jueves, el precio del barril de los doce países de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) caía hasta los 60,58 dólares por barril, lejos del máximo histórico de los 140,73 dólares alcanzado justo hace un año.

Al cierre de la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex) el viernes, los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI, de referencia en EEUU), para entrega en agosto, los de vencimiento más próximo, se negociaban 79 centavos por barril más baratos que al final de la sesión anterior y cerraban así por primera vez en siete semanas a menos de 60 dólares por barril.

En Londres, el precio del barril de Brent bajó ayer un 0,94% para cerrar a 60,52 dólares en el mercado de futuros, en una semana bajista que confirmó que los inversores siguen dudando sobre la recuperación económica.

El petróleo del mar del Norte, de referencia en Europa, para entrega en agosto acabó con una bajada de 58 centavos en el Intercontinental Exchange Futures (ICE) londinense, respecto al día anterior.

En cuanto a la OPEP, la caída de los precios esta semana es la mayor desde enero y obedece igualmente a los temores de que la recesión económica mundial deteriore la demanda del "oro negro" en los próximos dos o tres años.

Ante todo, el mercado energético norteamericano, el mayor del mundo, puede ser el más afectado por el anémico crecimiento económico y ello se ha percibido ya por el aumento de reservas de combustible en EEUU.

A mediados de la semana, los futuros de petróleo se desplomaron después de que los datos semanales de la Agencia Internacional de Energía (AIE) mostraran una subida de los inventarios que superaba las previsiones en 8 millones de barriles, según la consultara vienesa JBC.

Agregaba que la impresión es que el sentimiento en los mercados de crudo es bajista, por lo menos a corto plazo, y que los fundamentos débiles son los que atraen la atención.

Tanto una caída de los inventarios en EEUU como los problemas de suministro en Nigeria y unas perspectivas ligeramente mejores de la economía dadas por el Fondo Monetario Internacional (FMI) para 2010 contribuirán a que los futuros de WTI no superen los 60 dólares por barril.

De hecho, las previsiones pesimistas de la OPEP para 2009 venían a corroborar el sentimiento negativo sobre la economía global a corto y medio plazo.

Según el informe de la OPEP, la demanda mundial de petróleo se recuperará modestamente de los 82,2 millones de barriles diarios (b/d) en 2009 a 87,9 b/d en 2013.

A más largo plazo, hasta 2030, el cartel también ha revisado a la baja los pronósticos de la demanda hasta 97,8 millones b/d, por debajo de otras previsiones más optimistas.

Sin embargo, a corto y medio plazo, la consultora JBC era más optimista para la demanda del crudo con un incremento de 960.000 b/d en 2010, mientras que la OPEP se mostraba más pesimista y situaba el aumento en 400.000 b/d.

La visión más optimista de JBC se basaba en la revisión al alza del crecimiento de la economía global hecha por el FMI para 2010 de un 2,5%, frente al 2,1% mencionado en abril por esa institución, gracias a la mejora de las condiciones financieras.