Público
Público

Dura acusación de Roma a las agencias de rating

Asegura que emitieron "juicios falsos e imprudentes" sobre Italia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los estragos que causan algunas decisiones de las agencias de rating tienen cada vez más respuesta por parte de los países afectados. En esta ocasión, le toca el turno a Italia, cuya Fiscalía acusó ayer a Moody's y Standard &Poor's de haber emitido 'juicios falsos, infundados o al menos, imprudentes' sobre el sistema económico-financiero italiano. Así se expresaron los magistrados, que emitieron una orden para poder revisar la documentación incautada durante el registro a ambas agencias que tuvo lugar la semana pasada.

La Fiscalía ha abierto dos procesos, uno para Moody's y otro para S&P, como respuesta a dos denuncias interpuestas por dos asociaciones de consumidores que señalaban la especulación que se produjo en la Bolsa de Milán trasla difusión del rating de Italia.

Los ajustes de Berlusconi indignan a las centrales sindicales

Por otro lado, el segundo encuentro celebrado ayer entre el Gobierno de Silvio Berlusconi y los agentes sociales para pactar el nuevo programa de ajustes solicitado por el BCE la semana pasada no ha hecho sino aumentar la tensión, sobre todo con los sindicatos, que amenazan con movilizaciones si las medidas que prevé Il Cavaliere golpean a las clases más desfavorecidas.

'La reunión no ha estado a la altura de los problemas y de la transparencia que requiere. Esperábamos que el Gobierno nos contara qué piensa hacer, pero no ha sido así. Si la maniobra afecta a los de siempre, estamos listos para la movilización sin excluir la huelga general', dijo SusannaCamusso, secretaria general de CGIL, el sindicato mayoritario. 'Hemos subrayado que los recortes deben respetar un principio de equidad, de ahí la necesidad de rebajar el presupuesto de la política y aumentar la presión contra la evasión fiscal', avisó Emma Marcegaglia, la presidenta de la patronal.

El ministro de Economía, Giulio Tremonti, dijo ayer que el Gobierno pretende reducir el déficit público al 1,5% ya en 2012 (hoy al 4,6%) y alcanzar el déficit cero en 2013, adelantando de manera considerable todos los recortes aprobados en julio. También avisó de que dicho plan 'tendrá que ser remodelado', lo que hace indicar que los recortes serán mucho más profundos.

La patronal ve necesario aumentar la presión contra la evasión fiscal

El diario Il Sole 24 Ore aseguraba que para conseguir una reducción del déficit de ese calibre haría falta una maniobra de 35.000 millones de euros. El Gobierno anunciará las medidas definitivas el próximo día 18.