Público
Público

La emergencia humanitaria en Dadaab puede empeorar al retirar a cooperantes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La emergencia humanitaria en los campamentos kenianos de refugiados de Dadaab (este), donde fueron secuestradas dos cooperantes españolas de Médicos Sin Fronteras (MSF) el pasado jueves, continúa para los casi 450.000 refugiados y puede empeorar con la evacuación de personal humanitario.

"La emergencia no ha cambiado porque hayan secuestrado a dos personas. Si nos vamos, los refugiados no pueden hacer nada", dijeron hoy a Efe fuentes humanitarias en condición de anonimato, en referencia a la evacuación parcial, ayer, del personal de MSF en Dadaab.

"(Estos refugiados) Están abocados a la ayuda internacional. Es un escenario complicado", señalaron.

No obstante, tanto MSF como otras ONGs y agencias humanitarias de la ONU consultadas ayer por Efe aseguraron que mantienen activos unos servicios mínimos para operaciones vitales.

Además, el director general de Oxfam para África oriental y central, Fran Equiza, indicó ayer que estos servicios mínimos "no deberían afectar a la población de manera significativa".

En principio, Las ONGs y las agencias de la ONU que actúan en la zona redujeron sus actividades al máximo, pero esperan restablecer su plena operatividad en las próximas 72 horas, plazo que el Gobierno de Kenia se ha dado para garantizar la seguridad.

Antonio Guterres, máximo responsable del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) anunció ayer que las Fuerzas de Seguridad kenianas aumentarán su presencia en Dadaab con el despliegue de 100 agentes más y "un paquete de mejora de seguridad" que esta agencia de la ONU negocia con el Gobierno local.

Según Equiza, en la actualidad hay 500 policías desplegados en Dadaab para velar por la seguridad de unas 450.000 personas, "una proporción que no existe en ninguna ciudad del mundo".

Las citadas fuentes humanitarias apuntaron que "no hay forma de controlar la entrada de miembros de (la milicia fundamentalista islámica somalí) Al Shabab en una frontera tan difusa".

"Es muy difícil. Tienes que tener aviones para poder controlarlo", añadieron.

La Policía de Kenia sospecha que Al Shabab, vinculada a la red terrorista Al Qaeda y que combate al Gobierno transitorio somalí para instaurar un estado musulmán de corte wahabí en Somalia, está detrás del secuestro de Montserrat Serra y Blanca Thiebaut.

El rapto se produjo este jueves alrededor de las 13.30 hora local (10.30 hora GMT) en el campo de refugiados de Ifo II, uno de las cinco que conforman el complejo de Dadaab, a unos 100 kilómetros de la frontera con Somalia.

Dadaab, donde operan decenas de ONGs, es considerado el mayor campo de refugiados del mundo, la mayor parte de origen somalí que huyen del perenne conflicto en su país, agravado desde hace meses por la falta de alimento.