Público
Público

Entre la espada de Moody's y la pared de la huelga

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ayer, en el acto de Zaragoza, José Luis Rodríguez Zapatero volvió a poner, en un ataque al Partido Popular, la reforma de las pensiones sobre la mesa, nada menos que a 72 horas de la huelga general. No es casual. El presidente ya había dado garantías sobre su compromiso con esta reforma durante sus entrevistas con inversores y medios de comunicación en Nueva York. Sucede que las pensiones han pasado a ser un tema central en la presión de los mercados.

En el océano de noticias financieras, la agencia Moody's, que está a punto de anunciar su decisión sobre la posible degradación de la triple A (Aaa) 'en uno o dos escalones como mucho' para el rating de los bonos del Reino de España, anunció el pasado jueves, día 23, que bajaba la calificación de las obligaciones de deuda del estado de Illinois, en Estados Unidos, desde la A1 con perspectiva estable a la A1 con perspectiva negativa. La agencia también amenaza con degradar a otros estados, como es el caso de Nueva Jersey, por 'sus dificultades de cuadrar el déficit público estructural, esto es, el agujero entre el gasto y los ingresos e impuestos'.

La agencia ve fundamental reformar las pensiones

Los analistas de la agencia sostienen que antes de la Gran Recesión, las proyecciones de 2006 apuntaban a que la dinámica negativa de la deuda de los países triple A habrían de materializarse en 15 ó 20 años 'dejando a los gobiernos con un tiempo aparentemente amplio para hacer frente a los desafíos del envejecimiento de la población y adoptar las medidas correspondientes'. Las proyecciones de 2009, con el impacto de la crisis (aumento de deuda y déficits) 'supone que los gobiernos se enfrentan hoy a esos desafíos. La crisis ha anticipado velozmente la historia en 15 ó 20 años, eliminando todo el periodo que los gobiernos tenían para hacer el ajuste'.

Moody's llama a esto la compresión del tiempo. Y España es uno de los conejillos de indias. 'Esta compresión del tiempo se refleja en la aceleración de las trayectorias de las calificaciones. Este factor se ha reflejado en la decisión de situar el rating Aaa de España en revisión para una posible degradación el 30 de junio pasado', sostiene la agencia.

¿Queda claro, pues, por qué Zapatero insiste una y otra vez, incluso cuando no parece venir a cuento, como ayer en Zaragoza, de que la reforma de las pensiones se llevará a cabo a rajatabla, incluso a riesgo de seguir enajenando sus apoyos electorales?

'Francamente, estoy agotada. Agotada de defenderle, de defender a su Gobierno, defender al hombre para el cambio por quien he votado. Yo soy una de esas personas de la clase media. Y estoy profundamente decepcionada con la situación en la que estamos ... Tengo dos niños en la escuela primaria y la recesión ha supuesto una enorme carga para mi familia. Mi marido y yo bromeábamos con estar más allá de la época de los perritos calientes y las judías pero, con franqueza, esa época comienza a tocar el timbre de casa. Ahí parece ser que es adonde vamos. ¿Es esta mi nueva realidad?', le dijo al presidente Obama la semana pasada una ciudadana afroamericana durante una reunión informal (town hall) televisada en Washington.

Es una frase dura y va dirigida a un presidente, Obama, que con todo heredó la crisis de su antecesor George W. Bush. Frases parecidas han recorrido muchas reuniones sindicales previas a la huelga general de mañana.