Público
Público

Estudio EEUU vincula el embarazo adolescente con programas de TV

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Andrew Stern

La exposición a algunas formas deentretenimiento es una mala influencia para los menores, ya quelleva a los adolescentes que ven programas con contenidossexuales a embarazos precoces, dijeron expertos el lunes.

Un segundo estudio vinculó la participación de los niños envideojuegos violentos con la adopción de conductas agresivas enel futuro.

Investigadores de la organización RAND dijeron que suinvestigación de tres años de duración es la primera envincular los programas de televisión "subidos de tono" con uncomportamiento sexual arriesgado por parte de los jóvenes.

"Nuestros descubrimientos sugieren que la televisión puededesempeñar un papel significativo en las altas tasas deembarazo adolescente en Estados Unidos", dijo Anita Chandra,científica conductual que lideró la investigación para RAND,una organización de investigación sin fines de lucro.

"No estamos diciendo que estamos estableciendo una relaciónde causalidad, sino que es un factor que fuimos capaces devincular de forma probable con la consecuencia del embarazoadolescente", agregó la experta en una entrevista telefónica.

Los investigadores reclutaron a adolescentes de entre 12 y17 años y los examinaron en tres ocasiones entre el 2001 y el2004, cuando les preguntaron sobre hábitos televisivos, decomportamiento sexual y embarazo.

En unas conclusiones relativas a 718 adolescentes, hubo 91embarazos.

El 10 por ciento del grupo estudiado que más programas decontenido sexual veía tenía el doble de riesgo de quedarembarazada o causar un embarazo, frente al 10 por ciento queconsumía menos programas de ese tipo, según el estudiopublicado en la revista Pediatrics.

El estudio se centró en 23 programas de televisión de airey por cable populares entre adolescentes, como comedias desituación, dramas y "realities", entre otros. Las comediastenían el mayor contenido sexual y los "realities" el menor.

"El contenido televisivo que vemos muy pocas veces subrayalos aspectos negativos del sexo o los riesgos yresponsabilidades", dijo Chandra.

"Por ello, si los adolescentes reciben algún tipo deinformación sobre el sexo rara vez obtienen datos referidos alembarazo o las enfermedades de transmisión sexual", agregó.

Las tasas de embarazos adolescentes en Estados Unidos handisminuido drásticamente desde 1991, pero siguen altas conrespecto a otros países industrializados.

Casi 1 millón de adolescentes de entre 15 y 19 años quedanembarazadas cada año, lo que supone el 20 por ciento de lasmujeres sexualmente activas en ese grupo de edad. La mayoría delos embarazos no fueron planeados, según el informe.

"La televisión es sólo una parte del consumo mediáticoadolescente que ayuda a influir en su conducta. Deberíamostambién observar el papel que cumplen las revistas, internet yla música en la salud reproductiva de los adolescentes", señalóChandra.

La segunda investigación, publicada en la misma revista, sesumó a la evidencia existente de que los jóvenes que participanen videojuegos violentos, una tendencia mundial que losestadounidenses siguen con 13 horas semanales de exposición enpromedio, suelen aumentar sus conductas físicas agresivas.

Investigadores de Estados Unidos y Japón evaluaron a más de1.200 jóvenes del país asiático y a 364 estadounidenses deentre 9 y 18 años y hallaron que se trataba de "un factor deriesgo importante para la conducta agresiva futura (...) endiferentes culturas".