Público
Público

Hallan patrones comunes en emergencias médicas graves en vuelos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Amy Norton

Las emergencias médicas abordo de vuelos comerciales no son frecuentes, pero ciertospasajeros, como los adultos mayores y las embarazadas, tienenmás riesgo de sufrir complicaciones que demandan un desvío delavión, según reveló un estudio sobre una aerolínea.

Los autores determinaron que, en cinco años, una aerolíneacomercial de Hong Kong había registrado 4.068 emergenciasmédicas en vuelo, es decir, 12 emergencias por "mil millones dekilómetros volados".

Las emergencias médicas que exigieron desviar el vuelo nofueron tan comunes: 46 en cinco años. Treinta pasajerosmurieron; dos tercios fueron por infarto u otras causascardíacas.

Los resultados, publicados en una carta de Archives ofInternal Medicine, apuntan a un grupo de pasajeros con altoriesgo de sufrir los problemas de salud más graves en vuelo.

La edad fue uno de los factores claves en la posibilidad detener una emergencia con desvío del vuelo que terminara con lamuerte del pasajero. Los pasajeros mayores de 70 años eran elgrupo de mayor riesgo debido a las altas tasas de enfermedadescrónicas.

Las embarazadas también integraron el grupo de riesgo; lascomplicaciones obstétricas fueron el motivo más frecuente (el11 por ciento) de desvío de vuelos por emergencia médica.

Para el doctor Colin A. Graham, de la Universidad China deHong Kong, es difícil decir si estas estadísticas se aplicaríana otras aerolíneas grandes. Pero señaló: "No tenemos motivopara pensar que las aerolíneas de Hong Kong sean muy distintasal resto".

Un estudio reciente sobre dos aerolíneas de Europa obtuvoresultados similares en cuanto a la cantidad de emergenciasmédicas: unos 10.000 casos en ambas empresas en cinco años.

Los autores concluyeron que mientras las emergenciasmédicas a bordo son "poco frecuentes", pueden tenerconsecuencias significativas en los pasajeros y latripulación.

Según el equipo de Graham, la mayoría de los factores deriesgo de desvío de vuelos y de muerte identificados no sepueden modificar. Los resultados destacan la importancia de quelos pasajeros con ciertas condiciones médicas obtengan unpermiso médico para volar.

Según Graham, quienes tienen problemas de salud deberíanconversar con sus médicos, aunque es mejor que los equiposmédicos de las aerolíneas otorguen el permiso final.

Viajar en avión no tiene riesgos especiales para lasmujeres con un embarazo saludable, pero a todas se lesrecomienda conversar con sus médicos antes de volar.

El segundo trimestre de gestación es la ventana más segurapara viajar porque la posibilidad de perder el embarazo o detener contracciones es la más baja.

FUENTE: Archives of Internal Medicine, 9/23 de agosto del2010