Público
Público

Insulza da por terminado el intento de golpe en Ecuador, pero alerta a la región

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, dijo hoy que la situación en Ecuador tras el intento de golpe de Estado es "estable" y que la democracia es "sólida" en ese país, pero advirtió del riesgo de otras asonadas en el continente.

En una sesión extraordinaria del Consejo Permanente, en el que evaluó la situación en Ecuador tras la sublevación policial del pasado jueves, Insulza afirmó que el intento de golpe "no se frustró por la falta de voluntad de sus autores, sino por la falta de apoyo político y el respaldo de las Fuerzas Armadas" al Gobierno de Rafael Correa.

En declaraciones a la prensa, Insulza consideró "estable" la situación en Ecuador, y dijo que "este hecho grave y triste está terminado, aplacado", aunque "hay que permanecer vigilantes".

En el Consejo, Insulza, consideró que una parte importante del contingente policial "puede haber sido llevado a esta sublevación con argumentos fundamentalmente económicos".

Sin embargo, "la intención de otros que estaban en esta actividad" y a los que no se vio en primera fila, era la de "llevar al país a una situación de ingobernabilidad y por tanto provocar una desestabilización del Gobierno del presidente Correa", aseguró.

La crisis se desató por las protestas de policías y militares en contra de la eliminación de incentivos salariales y profesionales, hecho que se saldó con ocho muertos.

La embajadora de Ecuador ante la OEA, María Isabel Salvador, dijo que el intento "fue el producto de un sector de viejos golpistas ya conocidos en el país que quisieron aprovecharse de una situación coyuntural y aupar un nuevo intento de desestabilización".

Insulza, quien opinó que la presencia de Correa en el cuartel "precipitó las cosas", dijo que la "acción gremial no tenía ninguna justificación" y que muchos desconocían la normativa.

"La razón por la cual fue impedido (el golpe) fue que era muy visible desde muy temprano que la inmensa mayoría de los ecuatorianos estaba en contra de una acción de este tipo, aseveró.

Se mostró convencido de que la "democracia ecuatoriana es sólida" y "tiene la fortaleza y el liderazgo suficiente para salir adelante".

Admitió que él había pensado que el golpe de Estado en Honduras era "solamente una excepción", pero a la luz de lo ocurrido en Ecuador hay que sacar la lección de que el riesgo de que "lo vuelvan a intentar" existe y que la región debe "conversar mucho sobre las mejores maneras de fortalecer y defender la democracia".

"Se intentó otra vez; y es posible que si no tenemos el cuidado suficiente se pueda intentar de nuevo", concluyó.

Si un intento de golpe tiene lugar en un país en el que el Gobierno tiene "un alto grado de apoyo", eso pone al continente en una "situación de fuerte riesgo", argumentó.

El caso de Ecuador "demuestra que en nuestro continente todavía existen quienes, aún encontrándose en minoría, están dispuestos a actuar en la medida en que se le permitan las circunstancias y aprovechar cualquier coyuntura para provocar desestabilizaciones en los regímenes democráticos", afirmó.

Por eso "tenemos que mantenernos en alerta no solamente con respecto a Ecuador, sino con respecto al hemisferio entero", dijo.

Pidió a los Gobiernos que hagan un esfuerzo permanente por "fortalecer y consolidar el consenso, el diálogo y la amistad cívica", con la sociedad y con la oposición.

Los países miembros reiteraron su apoyo a Ecuador. Hubo quienes, como Denis Moncada, de Nicaragua y Carmen Velásquez, de Venezuela, apuntaron a fuerzas extranjeras detrás del intento de golpe.

Moncada aludió directamente al "imperio", en referencia a EE.UU., mientras que Caracas afirmó que lo que se pretende es impulsar el "efecto dominó" contra los países de la Alianza Bolivariana para las Américas (ALBA).

Insulza rechazó en declaraciones a los medios esta posibilidad.

"No existe absolutamente ningún antecedente que permita presumir la participación de ningún país o fuerza extranjera en lo que ocurrió en Ecuador", dijo tajantemente.