Público
Público

Las jefas sufren más acoso sexual

Un estudio señala que las supervisoras están más expuestas al hostigamiento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Aunque podría pensarse que un cargo de responsabilidad funciona a modo de escudo protector para las mujeres frente a los acosadores sexuales, lo cierto es que esa posición las hace más vulnerables a conductas inapropiadas en el trabajo.

Muchos hombres, incómodos ante esa posición jerárquica, ponen en tela de juicio la valía de la mujer colocándola en un papel exclusivamente sexual. Es parte de las conclusiones a las que ha llegado un estudio de la Universidad de Minnesota sobre el acoso sexual en el contexto laboral, realizado entre un millar de jóvenes de 29 y 30 años, que habla de una 'cultura de la misoginia' que sigue presente en muchos ambientes laborales.

Para los autores, el estudio muestra la mayor evidencia hasta la fecha de que el acoso sexual tiene 'más relación con relaciones de dominación y poder que con el deseo sexual'. 'Compañeros, clientes y supervisores parecen servirse del acoso como contrapeso al poder de las mujeres', aseguran.

Según el trabajo, que se presenta hoy en la convención anual de la Asociación Americana de Sociólogos, el 50% de las mujeres con un puesto de responsabilidad han sufrido algún grado de acoso sexual en el desempeño de ese cargo, frente al 30% de las empleadas sin personal a su cargo.

En concreto, las jefas tienen un 137% más posibilidades que una empleada de ser objeto de alguna de estas conductas. Los autores del estudio incluyen tanto agresiones consideradas como leves (gestos y miradas insinuantes, conversaciones de contenido sexual), intermedias (comentarios ofensivos, insinuaciones sexuales) y graves (tocamientos indeseados, presiones para mantener relaciones sexuales da cara a mantener o mejorar su situación laboral).

El estudio también señala que las mujeres más femeninas, paradójicamente, sufren menos agresiones de este tipo en sus trabajos.