Público
Público

Juzgan por primera vez al jefe del último comando Vizcaya tras su arresto en julio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Arkaitz Goikoetxea, considerado el líder del último "comando Vizcaya" de ETA, será juzgado por primera vez desde su arresto el pasado 22 de julio por hechos cometidos antes de integrar la banda y que se refieren al ataque a una patrulla de la Ertzaintza en Portugalete (Vizcaya), el 5 de agosto de 2001.

Por este ataque perpetrado "en el marco de la denominada 'kale borroka'", el fiscal pide para Goikoetxea 31 años de cárcel como autor de dos delitos de terrorismo (tantos como ocupantes del vehículo policial) y estragos terroristas.

Goikoetxea, que será juzgado por esta acción el próximo jueves en la Audiencia Nacional, se encuentra en prisión provisional desde el pasado 27 de julio acusado del asesinato del guardia civil Juan Manuel Piñuel y de los intentos de secuestrar al concejal socialista Benjamin Atutxa y de matar al juez Fernando Grande-Marlaska.

Según relata el fiscal en sus conclusiones provisionales, el 5 de agosto de 2001, Goikoetxea y otros seis jóvenes -cinco de ellos ya condenados por estos hechos-, "siguiendo el plan establecido", lanzaron "numerosos" cócteles molotov contra un vehículo policial cuando circulaba por la calle del general Castaño de Portugalete.

Alguno de estos artefactos llegó a introducirse en el coche de la Ertzaintza, causando graves lesiones a los dos agentes que lo ocupaban -Manuel Rodríguez y Cesar Garbancho-, y otros cócteles cayeron en vehículos colindantes que también sufrieron daños.

Hasta su detención el 22 de julio, Goikoetxea, de 28 años, se encontraba huido desde 2003 después de haber sido arrestado en dos ocasiones por la Ertzaintza por su presunta implicación en actos de violencia callejera.

El primer arresto fue en 2000, cuando perdió varios dedos al explotarle un artefacto casero y fue detenido en un ataque a la Subdelegación del Gobierno en Vitoria, y el segundo en 2002, por un ataque al cuartel de la Guardia Civil en Galdakao (Vizcaya).

Por otra parte, la sección segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional juzgará el martes al joven Zuhaitz Errasti por hacer pintadas de apoyo a ETA y amenazantes para los miembros de las fuerzas de seguridad en Arechaveleta (Guipúzcoa), concretamente en las calles de Besabe y Mitarte, el 31 de mayo de 2002.