Público
Público

Miles de pasajeros pasaron la noche en los aeropuertos londinenses

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Miles de pasajeros han tenido que pasar la noche en los principales aeropuertos londinenses tras ver anulados sus vuelos por las nevadas y las bajas temperaturas, que han provocado un auténtico caos en los transportes de este país, incluidos los ferroviarios y por carretera.

En el aeropuerto internacional de Heathrow, el de más tráfico de Europa, que estuvo cerrado prácticamente casi todo el día de ayer, no habrá hoy llegadas de aviones y serán muy pocos lo que despeguen mientras que en el de Gatwick numerosos vuelos van a verse afectados por segundo día consecutivo.

Cientos de miles de británicos debían haber viajado este fin de semana al extranjero, según la asociación de viajes Abta, que calcula en cuatro millones los ciudadanos de este país que quieren pasar las Navidades en el extranjero.

Según un portavoz de Heathrow, varios miles de pasajeros pasaron la noche como pudieron en sus distintas terminales, y esta mañana sólo saldrán cuatro vuelos de corta distancia y tres de larga distancia.

Andrew Teacher, del gestor aeroportuario BAA, declaró a la BBC que el año pasado la empresa invirtió más de 6 millones de libras (más de 7 millones de euros) en máquinas para quitar la nieve y descongelar las pistas, y que se había trabajado en ello toda la noche.

Teacher explicó que BAA había contratado a cientos de personas para que ayudasen a los pasajeros atrapados en el aeropuerto, proporcionándoles mantas, agua y comida.

Algunos viajeros se quejaron, sin embargo, de que no había mantas suficientes ni se les había proporcionado información y criticaron que el Reino Unido se paralice en cuanto cae una nevada.

Los aeropuertos de Stansted, Luton y London City, que sirven también a la capital, así como los de Aberden, Birmingham, Bristol y Southampton también han visto anulados o afectados por retrasos muchos de sus vuelos.

El aeropuerto internacional de Belfast, en Irlanda del Norte, ha reabierto aunque los retrasos acumulados afectan gravemente a su funcionamiento.

El director de la compañía de vuelos baratos Monarch Arilines, Tim Jeans, declaró a la BBC que hay que reconsiderar el conjunto de la infraestructura de transportes de este país, que una vez más no ha estado a la altura de las circunstancias.

"La autopista M25 que va a Heathrow y Gatwick se había vuelto prácticamente intransitable sólo una hora después de que comenzase a nevar", criticó.

Varias compañías ferroviarias informaron también de retrasos y cancelaciones mientras que los responsables de la red de carreteras volvieron a advertir a los automovilistas que viajen sólo si es absolutamente necesario después de que muchos de ellos desoyesen anteriores mensajes en ese sentido y se viesen atrapados en las carreteras.