Público
Público

Los países de Unasur logran un acuerdo sobre seguridad regional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ministros de Exteriores y de Defensa de la Unión de Naciones Suramericanas alcanzaron el viernes un acuerdo sobre la seguridad regional, pero dejaron pendiente una resolución para declarar al continente como zona libre de bases extranjeras.

Los países de la Unasur, tras más de nueve horas de debate, firmaron una declaración que incluye un compromiso para que los acuerdos de cooperación en defensa no sean utilizados contra la soberanía de otras naciones y uno en favor de la transparencia en el gasto militar.

Con el acuerdo parcial, los países despejaron las preocupaciones respecto a la eventual amenaza que significaría el acuerdo militar suscrito entre Bogotá y Washington para permitir la utilización de unas siete bases militares por parte de soldados estadounidenses en territorio colombiano.

"Hemos llegado a un conjunto de resolución que son absolutamente beneficios para la región", dijo el canciller ecuatoriano, Fander Falconí, al término de la reunión.

Pero para Venezuela, si bien el acuerdo fue un paso importante, aún hacen falta acciones para poner en práctica las garantías acordadas entre los países, especialmente de parte de Colombia por su acuerdo militar.

Las garantías también fueron ofrecidas por Estados Unidos a través de una misiva entregada por la secretaria de Estado, Hillary Clinton, a la Unasur, con lo que se abre el camino para una reunión entre las partes en una fecha y país por definir para analizar el acuerdo militar.

"Las confianzas hay que ganárselas y construirlas, los papeles hay que traducirse en hechos para garantizar la paz", dijo el jefe de la diplomacia venezolana, Nicolás Maduro, quien señaló que las tensiones con Bogotá se despejarán cuando el Gobierno de Álvaro Uribe denuncie el acuerdo.

"La posición (frente a Colombia) desde el punto de vista de Venezuela sigue siendo la misma (...) Es una posición de alertar las amenazas a las cuales estamos sometidos y de hacer un gran esfuerzo nacional para garantizar la estabilidad de nuestro país", agregó Maduro.

SEGUIRÁ EL PROBLEMA

El acuerdo militar entre Bogotá y Washington despertó duras críticas de algunos países de la región, como Venezuela, cuyas relaciones con Colombia llegaron a su punto más delicado con el llamado del presidente Hugo Chávez a militares y civiles a prepararse para la guerra.

Bolivia y Ecuador se han sumado a las duras críticas.

"Las bases de Colombia seguirán siendo un problema para quienes creemos que la región debe estar libre de acuerdos extrarregionales", dijo el ministro de Defensa ecuatoriano, Javier Ponce.

Para Brasil y Perú, la reunión tuvo avances positivos por la apertura de Bogotá frente a los temas sensibles que han crispado las relaciones en la región, pese a que quedaron temas pendientes.

"Salgo optimista de los debates (...) hubo avances sobre todo en una cuestión que nos preocupaba mucho, que era lo de las garantías formales", dijo previamente el canciller de Brasil, Celso Amorín, a periodistas

El acuerdo también contempla el desarrollo de un mecanismo de notificación y registro ante la Unasur sobre acuerdos intrarregionales y extrarregionales de defensa, responder a inquietudes requeridas por las naciones y notificar a los miembros sobre cualquier maniobra o despliegue militar en zonas fronterizas.

El debate ministerial incluyó además la propuesta de Perú para un acuerdo de paz y de no agresión, además del compromiso de reducir en los próximos cinco años la compra de armas, que muchos países han impulsado bajo el argumento de que requieren modernizar a sus fuerzas militares.

La Unasur está integrada por Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Suriname, Uruguay y Venezuela.