Público
Público

Los palestinos acusan a Israel de optar por la colonización en vez de la paz

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Organización para la Liberación de Palestina (OLP) acusó hoy a Israel de haber optado de nuevo por la colonización en vez de la paz con su proyecto de ampliar con casi mil casas más la colonia judía de Har Homa, en Jerusalén Este.

"Es otra prueba de que Israel ha optado por la colonización en vez de la paz. Israel habla de paz pero prosigue la colonización", dijo en declaraciones a Efe el portavoz oficial del departamento de Asuntos Relacionados con la Negociación de la OLP, Xavier Abu Eid.

"Sencillamente, es incomprensible", dijo el portavoz palestino.

El proyecto de ampliar con la construcción de casi otro millar de viviendas suplementarias el asentamiento de Har Homa fue recogido esta tarde por la versión digital del diario israelí Haaretz.

De acuerdo con el diario, el comité de planificación urbana de Jerusalén ha dado el visto bueno a la tramitación del proyecto, que incluye la edificación de 930 casas en el área conocida como Har Homa C, y de otras 48 en la llamada Har Homa B.

Haaretz subraya que el plan se ha divulgado durante la estancia del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en Estados Unidos, donde ayer se entrevistó con el vicepresidente estadounidense, Joe Biden, y hoy lo hará con la secretaria de Estado, Hillary Clinton.

El anuncio de la construcción de 1.600 viviendas en otra de las colonias judías de Jerusalén Este, Ramat Shlomo, desencadenó a principios de año la mas grave crisis diplomática registrada entre Estados Unidos e Israel desde hace varias décadas.

El anuncio coincidió con la estancia en Jerusalén de Biden para impulsar un nuevo proceso de negociación entre Israel y los palestinos, para lo que EEUU había pedido que se frenara la construcción en las colonias judías de la llamada ciudad santa.

Ese proceso negociador arrancó finalmente en septiembre pero permanece en punto muerto debido a que Israel ha continuado con sus proyectos de construir en los asentamientos de Jerusalén, pese a los reiterados llamamientos a que no lo hiciera que han realizado tanto los palestinos como la administración de Washington.