Público
Público

Los productos importados subieron el 10,7% y los exportados un 4,3% en julio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los precios de los productos industriales españoles importados subieron el 10,7 por ciento en julio de 2008 respecto al mismo mes del año anterior, en tanto que los de los exportados lo hicieron el 4,3 por ciento, según datos del Instituto Nacional de Estadística difundidos hoy.

En el caso de los productos importados, los precios, que registraron el mayor aumento desde 2005, fecha en la que se comenzó a elaborar la estadística, subieron especialmente por el costo la energía, que se incrementó un 53,6 por ciento.

Los precios también subieron para los bienes intermedios, el 4,9 por ciento y para los de consumo, el 0,4 por ciento (una caída del 4,1 por ciento para los duraderos y un aumento del 1,7 por ciento para los no duraderos), en tanto que para los bienes de equipo cayeron el 0,1 por ciento.

En cuanto a la exportación, la energía fue también la que más influyó en la subida de precios, con un alza del 57,5 por ciento con respecto a julio de 2007.

Los precios de la exportación para los bienes de consumo subieron el 2,4 por ciento (una caída del 1 por ciento para los duraderos y un aumento del 3 por ciento para los no duraderos) y el 2,2 por ciento para los bienes intermedios. En el caso de los bienes de equipo, cayeron el 0,1 por ciento.

En cuanto a la variación mensual, el Índice General de Precios de Importación se incrementó el 0,7 por ciento en julio con respecto a junio de este año.

Según el destino económico de los bienes, las tasas con respecto a junio de los precios de importación aumentaron el 1,8 por ciento para la energía; el 1,1 por ciento para los bienes intermedios, y el 0,1 por ciento para los de equipo.

En el caso de los bienes de consumo, los precios de la importación cayeron el 0,6 por ciento (el 0,4 por ciento para los duraderos y el 0,6 por ciento para los no duraderos).

Con respecto a la exportación, los precios aumentaron en julio el 0,8 por ciento con respecto a junio debido sobre todo al aumento del 3,8 por ciento para la energía.