Público
Público

Unos sacerdotes de Florida irán a prisión por robar a su iglesia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dos sacerdotes católicos fueron condenados a prisión por malversar más de ocho millones de dólares (unos seis millones de euros) de su iglesia, robo que un juez calificó como un caso de "codicia enmascarada".

John Skehan y Francis Guinan fueron acusados en 2006 de quedarse con el dinero de las colectas y donaciones para su iglesia en Delray Beach, Florida, y de gastar cientos de miles de dólares en inmuebles, viajes, monedas raras y novias.

Skehan, de 81 años, fue condenado el martes a 14 meses de prisión y siete años de libertad condicional después de declararse culpable en enero de la acusación de robo por más de 100.000 dólares.

Guinan, de 66 años, fue condenado el miércoles a cuatro años en prisión después de que se llevara el caso a juicio y se le declaró culpable de una acusación de menor grado de robo inferior a los 100.000 dólares.

El juez Jeffrey Colbath impuso la pena de prisión a Skehan pese a la petición de los fiscales, los abogados defensores y la Diócesis de Palm Beach de que sólo tuviera libertad condicional, informó el diario Palm Beach Post.

"El tribunal concluye que el acusado no está simplemente arrepentido porque fuera capturado, sino que está verdaderamente avergonzado y arrepentido", dijo Colbath, según le citó el periódico.

"El delito del acusado era pura avaricia enmascarada. No había ninguna necesidad moral para excusar el crimen del acusado", agregó.

Cuando los sacerdotes fueron acusados en septiembre de 2006, la policía dijo que habían canalizado el dinero de las colectas a fondos secretos para usos ilícitos, empleando algunos de ellos para proyectos de la iglesia y otra parte para vacaciones, propiedades y viajes de apuestas a Las Vegas y Bahamas.