Publicado: 08.10.2014 20:17 |Actualizado: 08.10.2014 20:17

Un sector de Podemos cree que la propuesta de Iglesias les "homologa con los partidos del régimen"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El equipo de Pablo Iglesias sabe que es imposible contentar a todo el mundo, especialmente en una organización tan heterogénea como Podemos, pero también es consciente de que una de sus últimas decisiones ha generado malestar entre algunas de las corrientes que integran el partido.

Izquierda Anticapitalista, una de las formaciones fundadoras de la iniciativa política, muestra sin tapujos su rechazo a la decisión del equipo de Iglesias de incluir en su borrador de principios éticos la restricción de acceso a los órganos directivos de la formación a quienes también militen en otros partidos. A poco más de un mes de concluir la Asamblea Ciudadana que sentará los cimientos de Podemos y a diez días de que los ponentes de cada uno de los borradores se vean las caras para defender sus propuestas, las distintas corrientes aseguran seguir remando en la misma dirección, pero ya no esconden sus diferencias.

Teresa Rodríguez: "Nos sentimos señalados injustamente, y no es la primera vez"

"Yo creo que esta medida no nos deja fuera, pero sí que es un error político", asegura a Público Miguel Urbán, número siete en las listas para las elecciones europeas de la formación e integrante de Izquierda Anticapitalista, crítico con la decisión del equipo de Iglesias. "Esto nos homologa con los partidos políticos del régimen", apunta.

La número dos de la formación en Europa y también integrante de IA, Teresa Rodríguez, reconoce que con esta medida se han sentido "señalados injustamente y no es la primera vez"."Cuando no se permiten otros tipo de agrupamientos la única corriente organizada es la dirección, sea cual fuere, y tiene todas las facilidades para perpetuarse. Esto es vieja política", apunta la eurodiputada.

Urbán critica también que en base a esta normativa se puedan dar "paradojas", como que alguien de CiU sí pudiera optar a estos cargos pero no alguien de un partido como IA, y hace suyas las palabras de otro portavoz de la formación, Juan Carlos Monedero, utilizándolas para cuestionar la medida adoptada por el equipo de Iglesias. "No se puede pedir un carnet de pureza", razona. "Aquí no se pide el carnet a nadie ni para entrar ni para salir, esto no es un partido al uso: es un espacio de empoderamiento popular y ciudadano, y en el seno de la ciudadanía y del pueblo hay pluralidad de posiciones y pertenencias", apunta Rodríguez.

Sin embargo, el equipo de Iglesias resta importancia a estos hechos, recordando que es más importante "la diferencia" entre lo que hacen como formación política "con lo que se ha hecho hasta ahora", y niega que esta medida pretenda excluir a ninguna de las corrientes o formaciones que vertebran Podemos. "Nos ha parecido razonable incorporar un mecanismo para que no se ocupen cargos orgánicos cuando se es militante de otros partidos", explica Carolina Bescansa, responsable de la unidad de análisis político de la formación y también docente en la Facultad de Ciencias Políticas de la Complutense, de donde provienen algunos de los colaboradores más cercanos a Iglesias.

Carolina Bescansa: " "No creo que exista ningún pequeño partido que permita esta doble militancia"

A su juicio, permitir esta doble militancia "tiene sentido cuando la estructura está diseñada como una coalición de partidos, pero Podemos, por los requisitos legales, se ha tenido que constituir como partido". "No creo que exista ningún pequeño partido que permita esta doble militancia", apostilla. En esta línea, Bescansa defiende que la medida "no va contra nadie", recuerda que no impide la concurrencia a los procesos de primarias y justifica su incorporación a su propuesta de lo que debería ser Podemos porque "puede ocurrir que dentro de las lealtades con una y otra organización se produzcan conflictos de intereses".

"Conflictos de intereses pueden ocurrir permanentemente entre lo que aprueba la mayoría de la organización y lo que uno piensa", reconoce Rodríguez. Sin embargo, a su juicio esto no supone un problema mientras quienes participan en Podemos acepten la opinión mayoritaria. "Lo importante es ser francos y aceptar lo que decida la mayoría aunque no nos guste, al tiempo que se permita la pluralidad (...). Lo más importante es que más allá de nuestra pertenencia previa, nosotros nos disolvemos en los círculos de Podemos y nos debemos a la lealtad con los compañeros con los que construimos la iniciativa día a día", apunta.

Rodríguez: "Los compañeros de la Complutense están agrupados, y nadie duda de su lealtad a Podemos"

Bescansa insiste en que en la formación "no sobra nadie", y echa mano del calendario para recordar que aún se encuentran en proceso de transacción de ideas entre borradores. Preguntada por las declaraciones de su compañero del equipo técnico Luis Alegre, que recientemente aseguró que el borrador de Iglesias recoge "ideas irrenunciables", la profesora de la UCM templa los ánimos, recordando que la iniciativa que no gusta en IA no es "irrenunciable" y apunta que, aunque "nadie ha dicho que constituya un obstáculo inevitable", su grupo de trabajo podría replantearse mantenerla o no en el documento, "porque está todo abierto hasta el 15 de octubre".

Cuestionado por si la medida incorporada por el equipo técnico podría suponer un intento por parte del entorno de Iglesias para perpetuarse al frente de Podemos, Urbán rechaza esta hipótesis. "Esto no los aleja ni los acerca a perpetuarse en el poder", afirma, aunque sostiene que sí "hay un debate generalizado, miedo a cómo algo tan amplio puede tener sus propios espacios de decisión". "Los agrupamientos o 'grupos de afinidad' en torno a posiciones políticas son normales en cualquier proyecto plural", apunta Rodríguez. "Los compañeros de la Complutense están evidentemente agrupados y nadie duda de su lealtad a Podemos. Que no se castiguen otros agrupamientos, organizaciones intermedias, territoriales, sectoriales, es condición imprescindible para preservar el pluralismo. Sin pluralismo no hay democracia" zanja.

En esta línea, Urbán apunta que la iniciativa adoptada por el equipo de Iglesias "tiene un anclaje jurídico muy complicado". Duda de que finalmente pueda aplicarse —de salir elegido el borrador que promueve el líder de Podemos— y sostiene que, a pesar del desencuentro, IA se mantendrá en Podemos mientras entienda que "es una formación válida para empoderar a los sujetos que más sufren la crisis, mientras sea una herramienta útil".

Urbán quiere "un único documento" que les haga "salir más fuertes de la Asamblea, más que los partidos de la casta"

La corriente que lidera Pablo Echenique ha programado para este sábado un encuentro en el que los ponentes de cerca de 80 borradores distintos se verán las caras para avanzar en la convergencia de documentos, para articular un documento "de todos los ciudadanos". Sin embargo, Bescansa aún no tiene claro si su grupo asistirá al encuentro y evita hacer una valoración al respecto. "No he estado de acuerdo con todas las propuestas a las que hemos tenido acceso, pero todas están pensadas para cambiar las cosas de verdad", concluye.

Para Urbán, hay otros muchos aspectos del borrador de Iglesias, Bescansa, Alegre, Monedero y Errejón que merecerían algunas correcciones, como el establecimiento de un único portavoz. "No sólo es que establezca una única portavocía, es que también propone la figura del secretario general; es usar el lenguaje de vieja política". En este sentido, el número siete en las listas a las europeas apuesta también por la autonomía de todos los Círculos y territorios. "Sólo así podremos llegar a un modelo en el que ganemos todos; un único documento que nos haga salir más fuertes de la Asamblea, más que los partidos de la casta".