Público
Público

Singh dice que el aumento del PIB indio puede superar el 7 por ciento este año fiscal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El primer ministro indio, Manmohan Singh, dijo hoy que el PIB del país puede crecer por encima del 7 por ciento en el actual ejercicio fiscal y aseguró que las reformas económicas no han tenido un impacto negativo en los estratos más pobres, aunque reconoció que todavía queda mucho por hacer.

Singh, un reputado economista, aseguró que la economía india podría acelerarse a un ritmo del 7 por ciento "o un poco más", durante la inauguración de una conferencia económica en el estado oriental de Orissa, según las agencias indias.

"El momento (de crecimiento) fue interrumpido por la crisis económica global y bajamos hasta un (aumento del) 6,7 por ciento en el año 2008-2009. Podríamos lograr un siete por ciento o un poco más en 2009-2010", precisó.

El jefe del Gobierno repasó el crecimiento registrado por el PIB de la India tras la puesta en marcha de un programa de medidas de apertura económica en la década de 1990, hasta situarse en una media del 8,5 por ciento en los ejercicios fiscales comprendidos entre 2003-2004 y 2008-2009.

"Nos hemos movido del anterior paradigma de control extensivo del Gobierno, de la suspicacia sobre las fuerzas del mercado y de la extensiva confianza en la protección de la industria doméstica a una economía con una mayor aceptación del papel beneficioso de los mercados y mayor apertura al comercio y a la inversión extranjera", razonó.

Destacó que la India no sufre una crisis en su balanza de pagos desde 1991, hecho que consideró como una "refutación empírica a las dudas y miedos de aquellos que sentían que los complejos controles sobre las importaciones previos eran necesarios para gestionar la balanza de pagos".

El jefe del Gobierno se refirió también al impacto de las medidas sobre las clases más desfavorecidas y dijo que hay "argumentos de que las reformas han afectado de forma adversa a los pobres, haciendo más ricos a los ricos y más pobres a los pobres".

Sin embargo, aseguró que los "hechos están bastante claros. El porcentaje (de personas) por debajo del umbral de la pobreza no ha subido" y añadió que las medidas emprendidas han contribuido a ello.

El primer ministro reconoció que la disminución del nivel de pobreza ha sido insuficiente en los últimos años y añadió: "se debe hacer mucho más y la disminución debería ser mucho más rápida de lo que hemos experimentado".