Público
Público

Soraya Sáenz de Santamaría: "El verano más negro de la economía española"

La caída del crecimiento en el segundo trimestre demuestra que se está "destruyendo empleo", según el PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La portavoz del PP en el Congreso, Soraya Saenz de Santamaría, aseguró hoy que la economía y la sociedad española viven 'los peores datos económicos' y el 'verano más negro' y advirtió de que el menor crecimiento registrado en el segundo trimestre demuestra que se está 'destruyendo empleo'.

Saenz de Santamaría compareció hoy ante los medios de comunicación, junto con el portavoz del PP en la Comisión de Economía del Congreso, Cristóbal Montoro, tras la reunión de la Comisión de seguimiento de la crisis económica del PP que ha presidido el dirigente del partido, Mariano Rajoy.

Ambos señalaron que el menor crecimiento de la economía española en el segundo trimestre del año y que sitúa la tasa interanual de crecimiento del PIB en el 1,8% y la interanual en el 0,1%, 'advierte que la economía española está en un cuadro recesivo'.

Según Montoro, el sector de la industria está 'soportando la recesión económica' más que la construcción lo que, a su juicio, 'presagia' que la crisis 'puede ser muy larga'.
Los dirigentes del PP consideran que la situación económica este verano es de 'estancamiento, paro, déficit e inflación'.

'Estamos ante una economía en claro retroceso, ante una crisis muy profunda y grave y con una intensa caída del crecimiento del PIB que refleja pérdida de bienestar de todos los españoles', aseveró Montoro.

El portavoz económico del PP dijo que 'con estos datos' no le extraña que el Gobierno 'tenga problemas' para recabar apoyos para la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado de 2009, que en su opinión conllevan un 'exceso de gasto público'.

Acusó al Gobierno de 'despilfarrar' los recursos de todos los españoles 'en vez de ajustarse el cinturón' y advirtió de que un rechazo del Parlamento a las cuentas de 2009 y la consiguiente prórroga de los Presupuestos de 2008 conllevaría una 'intensa moderación del gasto público' que impediría acometer cualquier actuación.

En este sentido, acusó al vicepresidente económico, Pedro Solbes, de 'falta de autoridad política' para exigir austeridad del gasto a todos los Ministerios.