Público
Público

Toxo reta a PP y PSOE a decir qué pasará con las pensiones

Pide a Zapatero que retire la reforma laboral "como último servicio"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Rozando la una de la tarde, la voz desgarrada de Luis Eduardo Aute canta Al Alba en la plaza de toros de Vistalegre, en el madrileño barrio de Carabanchel. Casi 20.000 voces la acompañan, las mismas que una hora después entonarán, con menor éxito, la Internacional. No hay duda. Madrid acoge un acto de Comisiones Obreras, una suerte de congreso informal de afiliados de todos los rincones de España, sin más razón ni motivo que la de verse las caras, en un espacio circular, para recordar que la lucha obrera necesita estar más viva que nunca.

CCOO celebró ayer este acto en medio de lo que consideran una campaña de desprestigio hacia los sindicatos y, también, de ataque a los servicios públicos y a los derechos de los trabajadores. El año pasado, el sindicato celebró junto con UGT un acto muy similar, mismo lugar, misma fecha, misma hora, pero, en esta ocasión, han preferido poner tierra de por medio para que cada central pueda explotar al máximo la ideología de los suyos. El secretario general del sindicato, Ignacio Fernández Toxo, sabedor de que jugaba en casa, saltó al ruedo, literal, al grito de 'Ce, ce, o, o, sindicato trabajador'. El lema, un clásico de Comisiones, se ha escuchado poco en estos años de crisis en boca del líder gallego, que suele participar en estos actos acompañado por Cándido Méndez. Entre los asistentes, el ex secretario general de CCOO Antonio Gutiérrez y los integrantes de IU Cayo Lara, José Luis Centella, Gaspar Llamazares y Santiago Carrillo.

Toxo hizo un discurso eminentemente político en el que emplazó a sus bases a prepararse para los recortes sociales que teme estén por venir. En este sentido, Toxo exigió a los partidos que se presentan a las próximas elecciones que aclaren a los ciudadanos qué piensan hacer con las pensiones, congeladas durante 2011 y pendientes aún de ser revalorizadas en los próximos Presupuestos Generales. Toxo lamentó que ni PSOE ni PP se atrevieran a dar el paso de decir qué medida van a tomar con las jubilaciones, que deberían subir en línea con el IPC de 2011, según dicta la ley. Al presidente saliente, José Luis Rodríguez Zapatero, le pidió que, 'como último servicio', cambie la reforma laboral que impulsó la huelga general del año pasado.

Además de este órdago, Toxo tendió la mano al próximo Ejecutivo para dialogar con una batería de herramientas con las que facilitar la salida de la crisis. La primera de todas, tal y como ya había anunciado el sindicato, será la de promover un pacto de rentas que vaya más allá de la contención de salarios por parte de los trabajadores. Así, el dirigente sindical recordó que, para que sea eficaz, debe haber también una contención de los beneficios empresariales. En su opinión, la vía fiscal, mediante el Impuesto de Sociedades, es la más efectiva para lograr este propósito, premiando a las empresas que reinviertan sus beneficios. 'Bienvenido sea el Impuesto de Patrimonio, pero no es suficiente', aclaró Toxo, que pidió abrir un debate fiscal serio y armonizar impuestos en Europa.

Con estas medidas, CCOO aspira a 'elevar' el debate político. Con todo, el líder gallego se mostró esperanzado de que se produzca una ola de cambios hacia la izquierda en Europa, como apuntan los resultados electorales de Alemania y Dinamarca, o las encuestas en Francia e Italia. A la UE lanzó un mensaje definitivo: 'O se salva Grecia, o nos hundimos todos'.