Publicado: 29.11.2013 07:25 |Actualizado: 29.11.2013 07:25

Los trabajadores atrincherados mantienen la emisión de Canal 9

Los empleados de Radiotelevisión Valenciana han bloqueado el acceso al centro de control donde están los cables para cortar las emisiones. La cadena pública ha emitido durante toda la madrugada una programación especial.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los agentes de la Policía han entrado en la sede de Canal 9 en Burjassot para ejecutar el cierre de la cadena. El canal público ha emitido durante toda la madrugada una programación especial.

El inicio del apagón ha provocado que muchos trabajadores hayan acudido a las sedes de Nou y Nou Ràdio, donde había presencia policial, pero, en un principio, no se les ha permitido la entrada y no ha sido hasta las dos de la madrugada cuando la apertura de la reja de la sede de Burjassot ha permitido a empleados, políticos de la oposición y representantes de otros colectivos acceder al recinto.

Sobre la misma hora, aproximadamente, los liquidadores han hecho acto de presencia en el Centro de Producción —también el trabajador que supuestamente debía desconectar la conexión y que los empleados de Nou aseguran que es conocido como Paco Telefunken— y, a partir de ese momento, se han producido dos intentos de cortar la emisión en la central de control —el "corazón" técnico de la cadena—, que se han detenido al negarse el personal a dejar pasar a personas "ajenas a la empresa sin identificarse".

Mientras, la programación de Canal 9 ha ido contanto en directo los rápidos acontecimientos y entrevistando a los numerosos miembros de los partidos de la oposición que se han acercado para expresar su rechazo al cierre. De este modo, ante las cámaras de Nou se han alternado las intervenciones de los representantes del comité de empresa y de otros empleados, que han denunciado lo que han calificado como "golpe de estado mediático". 

También han expresado su indignación miembros de los partidos políticos de la oposición, entre ellos el secretario general del PSPV, Ximo Puig, que ha dicho que la noche le recuerda al 23F, el portavoz de Compromís en las Corts, Enric Morera, la portavoz adjunta, Mònica Oltra, y la coordinadora de Esquerra Unida, Marga Sanz, entre otros. Todos ellos han coincido en destacar que ahora comienza una batalla legal contra el cierre y la forma en la que se ha llevado a cabo, al tiempo que se han comprometido a volver a abrir un medio público si llegan al gobierno.

Igualmente, ha intervenido el expresidente de la Generalitat, Joan Lerma, durante el mandato del cual comenzó la historia de RTVV, el 9 de octubre de 1989. El exjefe del Consell ha aseverado que este el cierre es un error social pero también económico. "Es una descapitalización absoluta de la Comunitat Valenciana que pagaremos en el futuro", ha augurado.

Otro de los sucesos más destacados de la madrugada se ha registrado a las 03.00 horas, cuando los empleados han empezado a recibir correos electrónicos en los que se les informaba de que la empresa les da un "permiso retribuido". Rozando el amanecer, corría la noticia de que Antonio Hervás, uno de los liquidadores, había presentado ante un juzgado una denuncia por "ocupación ilegal" que, según han asegurado los propios trabajadores de RTVV, ha sido rechazada por el juez. 

Nou Ràdio ha dejado de emitir poco antes de la medianoche en sus frecuencias habituales de Alicante, Castellón y Valencia. 

El Consell está llevando a la práctica la resolución que hizo pública el pasado 5 de noviembre de cerrar RTVV, un anuncio que llegó apenas siete horas después de que se hiciera pública la decisión del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) de anular el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectó a un millar de trabajadores del ente.

A lo largo de la jornada del jueves se fueron sucediendo acontecimientos que presagiaban el cierre de RTVV. Así, por la tarde el pleno del Consell se reunía en una sesión extraordinaria para nombrar a la comisión liquidadora, que quedaba integrada por las mismo técnicos —Pau Pérez, Antonio Hervás y Carlos Cervantes— que ya tuvieron que liquidar la anterior sociedad. Ya por la noche, se conocía la publicación en un Diari Oficial de la Generalitat Valenciana (DOCV) —el segundo del día— de dos acuerdos, uno para hacer efectiva la designación de los liquidadores y otro para ordenar el cese de emisiones.

Poco después, Ràdio Nou quedaba muda aunque el último espacio, Taula Esportiva, ha seguido emitiendo a través de internet y la frecuencia de Si Ràdio. También otros medios, como 324.cat han difundido la señal de la televisón valenciana.