Público
Público

La UE rechaza reabrir el debate de las cuotas lácteas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La responsable de Agricultura de la Unión Europea rechazó el lunes las peticiones de algunos ministros del bloque, que quieren apuntalar los débiles precios de la leche, de que se reconsideren las reformas del mercado lácteo que acordó el año pasado.

Al menos cinco países quieren acciones urgentes y posiblemente retrasar los incrementos anuales en las cuotas de producción láctea de la UE, negociadas el pasado noviembre, para dar a los precios de los productos lácteos una posibilidad para recuperarse.

En declaraciones en una reunión mensual de ministros de Agricultura de la UE, la comisaria del ramo, Mariann Fischer Boel, dijo el lunes que no iba a reabrir el "chequeo médico", añadiendo que retrasar el incremento de las cuotas no resolvería el actual problema.

"Pese a que estoy feliz de discutir con ustedes la gestión de medidas de apoyo, tengo que señalar que no estoy dispuesta a discutir una reorientación completa de la política láctea de la UE, como sugirieron algunos de ustedes", dijo Fischer Boel a los ministros.

"No voy a dar marcha atrás respecto al acuerdo en el chequeo médico. Tenemos que ser lo suficientemente valientes como para decirlo con claridad. Los mensajes confusos sólo causan incertidumbre entre los agricultores", añadió.

Austria, Alemania, Hungría, Eslovaquia y Eslovenia hicieron circular una nota conjunta a la Comisión Europea y otras delegaciones sugiriendo varias medidas de apoyo para ayudar a los precios de la leche, alegando que en este momento eran necesarias "medidas no convencionales".

Casi todas las herramientas de apoyo de la UE habían sido activadas para apoyar los precios, dijo. Sólo dos opciones quedan por usarse: los subsidios para emplear leche desnatada en polvo en pienso y para la obtención de caseína, una proteína importante hallada en la leche fresca. Pero ninguna sería eficaz en las actuales circunstancias, dijo.

Fischer Boel dijo que se esperaba que la producción láctea de la UE se situara en entre un 4 y un 5 por ciento por debajo de las cantidades de cuotas máximas en este año, con la misma previsión para 2009/10.

"Esto muestra claramente que los ganaderos entienden que son los precios de mercado y su estructura de costes, en lugar de los niveles de cuotas, los que deberían determinar sus decisiones de producción. Las cuotas no son una obligación para producir, sino una posibilidad", dijo.

"Por tanto deberíamos frenar esta discusión meramente política y centrarnos en el problema económico real", dijo a los ministros.