Público
Público

El todo vale de Honduras

Críticos del golpe de Estado apoyan ahora unas elecciones desacreditadas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Pido perdón si ofendí a algunos de ustedes cuando estaba en la Resistencia'. Adán Fúnez, alcalde de Tocoa, lideró en su ciudad la oposición al golpe de Estado que el 28 de junio derrocó al presidente Manuel Zelaya. Hasta el martes. En un acto público, no dudó en arrodillarse para pedir perdón. ¿Por qué? Quiere ser reelegido en su cargo. Todo vale en política.

En un país donde voluntades y principios se compran por un puñado de monedas, los movimientos preelectorales sólo sorprenden a los periodistas extranjeros. Aquí están acostumbrados. Eduardo Maldonado, la estrella mediática de Radio Globo, emisora rebelde clausurada durante el estado de sitio, despotricó a través de las ondas. Golpistas, asesinos, tiranos Hasta hace dos semanas, cuando anunció su apoyo al candidato Elvin Santos. 'Soy un liberal disciplinado', se defiende. Al margen de bonanzas futuras, Maldonado ha colocado como candidato en San Pedro Sula, la ciudad más rica del país, a uno de sus hombres. 'Cualquiera puede decir que me están comprando con esos cargos', añade. ¿Quién lo dice?

El mediador Óscar Arias sorprende al pedir la aceptación de las elecciones

El listado de sorpresas sólo para extranjeros es extenso y va desde la familia Rosenthal (propietaria de Tiempo, que ha apoyado a Zelaya, ahora con Santos) hasta el Canal 36, también cerrado y ahora en la órbita del candidato favorito, Porfirio Lobo, del Partido Nacional.

Incluso la postura de la izquierdista Unificación Democrática (UD), que se presenta con su candidato César Ham, ha causado vértigo en la Embajada de Brasil. Sólo la retirada de decenas de candidatos liberales y de la propia UD ha dulcificado a Zelaya el amargo sabor de la política.

Quien se mantiene junto al presidente derrocado es la Resistencia, indomable pero debilitada. Ha propuesto un 'toque de queda popular' durante la jornada electoral.

Junto a Zelaya se mantienen la OEA, la ONU y la Unión Europea,

El pulso contra Ejército y Policía es, junto al nivel de abstención, otro de los factores de unas elecciones que cuentan con cientos de periodistas observando el proceso.

Otros dos artefactos explosionaron, siempre con pocos daños. Una de las bombas afectó a un autobús de la compañía de Micheletti, causando heridos leves.

Las trincheras de Honduras también se han levantado en el exterior. La mayoría de los países mantiene su rechazo a las elecciones, pero el cambio de postura de EEUU ha sumado aliados: Panamá, Perú, Colombia y, sorprendentemente, Costa Rica. '¿Por qué les vamos a castigar a un segundo huracán Mitch?', se preguntó en la CNN Óscar Arias, mediador en el conflicto.

Zelaya reaccionó de inmediato. En una carta enviada a la OEA, pidió que se tomaran medidas contra EEUU por haberle abandonado. También declaró oficialmente muerto al Acuerdo Tegucigalpa/San José. Junto a Zelaya se mantienen la Organización de Estados Americanos (OEA), la ONU y la Unión Europea, encabezada por España. Sólo algún país, como Italia, 'evaluará después de las elecciones'. Las naciones del ALBA, lideradas por Chávez, y las que se sitúan cerca de Lula, no han variado de postura.

¿Hay esperanza? Sí. Se llama Doris Gutiérrez, candidata independiente y progresista para la Alcaldía de Tegucigalpa. En un país donde los dos grandes partidos se reparten el poder, la aparición de Gutiérrez levanta pasiones. Esta mujer, que abandonó la UD tras denunciar sus dispensas económicas de César Ham, ha desplegado su verbo potente y honrado en una campaña sin medios. 'Con Doris, cero picardías', es su lema. Según las encuestas, puede quedar segunda por delante de liberales y de la UD.