Público
Público

El vertedero revelará si el asesino de Marta miente

Su cuerpo será localizado en pocos días si fue arrojado allí

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Al contrario de lo que sucedió con la búsqueda en el río Guadalquivir del cuerpo de Marta del Castillo, los trabajos en el vertedero de Montemarta-Cónica (Alcalá de Guadaíra, Sevilla), que comenzaron este viernes, arrojarán una conclusión. Dado que los técnicos e investigadores saben que el cadáver por las fechas en las que se dice que fue arrojado sólo podría encontrarse a una profundidad de entre 10 y 20 metros en el cerro creado por la acumulación de basura y arena, o aparece o sabrán con total certeza que no está allí.

Si la localizan, cobrará fuerza la segunda versión de Miguel Carcaño, principal acusado en el crimen, que tras varias semanas en prisión aseguró haber violado a Marta en compañía del menor implicado en el caso , El Cuco, y luego haber tirado el cuerpo a un contenedor de basura y no al río, como manifestó al principio. Si no está, sabrán que ha mentido en este punto, al menos.

La operación de búsqueda entre miles de toneladas de basura comenzó este viernes a las ocho de la mañana. Las máquinas, bajo la supervisión de la Policía Judicial, centraron su trabajo en la zona más alta del cerro. El delegado del Gobierno en Andalucía, Juan José López Garzón, afirmó que se tardarán varios días en llegar a la 'zona sensible', aquella en la que podría estar el cuerpo de Marta.

Entonces comenzará el trabajo 'más delicado', a cargo de la Policía Judicial y la Científica. Consistirá en recoger los residuos mediante un gran brazo mecánico y depositarlos para su análisis. 'Veremos con detenimiento esa basura por si hubiese algún resto', afirmó López Garzón.

El próximo martes, el juez del juzgado de instrucción número 4 de Sevilla, encargado del caso, tiene previsto tomar declaración a varios testigos propuestos por la defensa de Samuel Benítez, en prisión desde febrero por su supuesta implicación.

Los testimonios podrían arrojar luz a las contradicciones en su declaración. En un primero momento, Samuel afirmó que ayudó a Miguel a deshacerse del cuerpo de Marta y, posteriormente, negó haber participado.