Público
Público

Los expertos intentan frenar el infarto cerebral

Las nuevas guías clínicas se centran en el diagnóstico temprano

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cardiólogos, neurólogos y médicos de atención primaria están desde hoy más preparados para tratar la fibrilación auricular (FA), una de las causas más frecuentes de ictus o infarto cerebral. A su vez, el ictus es una de las principales causas de mortalidad en países desarrollados.

Hoy se presentan las nuevas guías médicas para el diagnóstico y tratamiento de este trastorno en el Congreso Anual de la Sociedad Europea de Cardiología, que se está celebrando en Estocolmo.

Los cerca de 25.000 expertos reunidos en la capital sueca son conscientes de la dificultad del manejo de la FA que se da cuando el latido cardiaco va mucho más rápido o lento de lo que debería. Uno de los grandes problemas de la FA es que cerca del 25% de las personas lo ha sufrido alguna vez en la vida, pero no todos padecen la arritmia de forma regular. Aunque este dato es positivo, hace difícil diagnosticar el problema, cuya incidencia, debido al envejecimiento de la población, se prevé que se duplique en 2050.

El cardiólogo de la Federación Mundial del Corazón Günter Breithardt explicó a este diario que las nuevas guías son necesarias, sobre todo para controlar a los pacientes de FA con más riesgo de sufrir un infarto cerebral. 'La FA provoca entre el 20% y el 30% de los ictus, y en las nuevas guías lo que se mejora es la detección precoz en personas con un riesgo bajo', subrayó.

También en el congreso se presentó ayer la campaña 'Una misión, un millón. Llegando al corazón del ictus', que pretende que especialistas y asociaciones de pacientes presenten iniciativas para mejorar el diagnóstico precoz de esta arritmia, que causa un infarto cerebral en el mundo cada 12 segundos.