Público
Público

La EEI se libró del choque de los restos de un satélite

Los tres tripulantes de la EEI, que se habían refugiado en la cápsula rusa Soyuz por riesgo de impacto, han regresado a la Estación, para continuar con sus operaciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los restos de un satélite desechado, cuya cercanía a la Estación Espacial Internacional (EEI) provocó hoy la evacuación de la tripulación, pasaron de largo del complejo sin chocar con él, según informa la NASA. Los tres tripulantes, que se habían refugiado en la cápsula rusa Soyuz, podrán así regresar a la Estación Internacional, para continuar con sus operaciones.

La agencia espacial estadounidense informó de que la aproximación se detectó demasiado tarde como para coordinar una maniobra de elusión. La EEI está tripulada actualmente por el cosmonauta ruso Yuri Lonchakov y los estadounidenses Michael Fincke y Sandra Magnus.

Los tripulantes de la EEI ingresaron en la cápsula rusa -que permanece atracada en el puesto orbital como nave de evacuación en emergencias- y cerraron las compuertas ante la posibilidad de que los restos afectaran a la Estación Espacial y ellos se vieran obligados a soltar amarras.

La EEI, un proyecto de 100.000 millones de dólares en el cual participan 16 naciones, orbita a unos 385 kilómetros de la Tierra y a más de 27.000 kilómetros por hora.

El cierre de las compuertas, explicó la NASA, dio más protección a los tripulantes y les hubiese permitido partir rápidamente de la EEI en el 'caso poco probable' de que los desechos impactaran en la estación y causaran una pérdida de presión.

De acuerdo con la NASA, el objeto flotante estuvo en su punto más próximo a la EEI a las 16.39 GMT. Una vez que se comprobó que había pasado el peligro, los tripulantes salieron de la Soyuz y retornaron a la Estación Espacial Internacional.

Durante la permanencia de los astronautas en la Soyuz, la EEI quedó en configuración de operación automática, incluido el cierre de varias compuertas internas.