Público
Público

Xenolingüística y la ecuación del Dragón

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ahora, en serio: ¿hay alguien ahí fuera? ¿Podríamos llegar a entendernos? ¿Cómo? ¿Para qué?

El duodécimo episodio de Cosmos, Enciclopedia galáctica, versa sobre estas cuestiones que aunque ahora mismo nos parezcan remotas resultan fundamentales para el futuro de la Humanidad e incluso podrían sorprendernos el día menos pensado. Alguien de entre toda esta especie nuestra debe ir pensando en tales asuntos y... ¿quién mejor que Carl Sagan?

La ecuación de Drake calcula las posibilidades de vida extraterrestre

Para ello, nuestro astrofísico empieza con una revisión de las historias más populares sobre extraterrestres: el fenómeno ovni. Su sencillo escepticismo conduce pronto a una reconsideración completa de la idea: desde la ciencia, ¿cómo podrían ser tales cosas? Esto nos lleva a la ecuación de Drake, una formulación teórica de las probabilidades de vida extraterrestre, que Sagan tratará de resolver para nosotros con el mejor conocimiento de su época. Hoy se podrían estimar otros valores distintos, sobre todo desde que estamos descubriendo todos esos exoplanetas y sus características, pero el procedimiento sigue siendo igual de correcto.

Y si lográramos un contacto, ¿cómo conversaríamos? A través de la piedra de Rosetta que permitió descifrar el antiguo jeroglífico egipcio, Enciclopedia galáctica nos conduce a la fascinante cuestión de la xenolingüística: la manera como civilizaciones de orígenes totalmente distintos, ya no culturales sino también biológicos e incluso físico-químicos, podrían entenderse entre sí. También nos explicará los principales intentos de entrar en contacto que se han realizado.

Un intercambio con otra civilización nos daría un gran conocimiento¿Para qué? Los resultados de un descubrimiento así resultan inimaginables ahora mismo. Pero hay uno obvio: el conocimiento. La clase de cosas útiles que podríamos aprender con un solo intercambio es abrumadora, mucho más de lo que la mente no avisada pudiera pensar a primera vista. Nuestra WikiCósmica se ampliaría en muchos googolbytes de sopetón.

Ahora, por desgracia, Carl Sagan ya no está. Esto es lo único que cabe poner al día en Enciclopedia galáctica, muy a mi pesar. Así que otros deben, debemos tomar el relevo. Quizá en estos momentos no podamos verlo; pero estas y otras cuestiones muy parecidas resultan mucho más relevantes de lo que algunos, concentrados en los cortos plazos, puedan suponer.

*Yuri: autor del blog www.lapizarradeyuri.com