Público
Público

El desencanto político reaviva otra narrativa

Un ciclo se pregunta por los intereses de los nuevos escritores iberoamericanos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La ideología ha desaparecido de los intereses de los nuevos narradores, tal y como se ha podido ver estos días en las mesas redondas programadas para el III Congreso de Nuevos Narradores Iberoamericanos, de la Casa de América de Madrid. 'Los autores más recientes producimos una literatura política no ideológica' explica el argentino Patricio Pron. 'No entendemos la literatura como herramienta de cambio de las masas, sino como herramienta literaria'.

En su último libro, El mundo sin las personas que lo afean y lo arruinan, aparece en 18 cuentos el exilio, el deseo de borrar los orígenes, el miedo a la desmemoria o el horror de los bombardeos en Dresden. No hay panfleto, pero hay actitud: 'La literatura es de una forma u otra política', reconoce Pron (1975). 'Hoy lo político no se encuentra en los contenidos, sino en las nuevas formas de narrar y construir la circulación de los discursos', explica.

Tryno Maldonado (Zacatecas, México, 1977) también cuenta, como Pron, con ese raro don de la autenticidad. En Temporada de caza para el león negro (Anagrama) destripa las cualidades enfermizas del enfant terrible del arte. Cree que la literatura política que se hizo en el Boom estaba presa de un contexto social: 'La literatura fue una herramienta para la lucha'. Cinco décadas después quieren quitarse de encima la etiqueta 'política'. 'Estamos desencantados con los discursos nacidos de la ideología, aunque sigamos teniendo posturas políticas. El mismo acto de la escritura ya es una postura política'.

Maldonado, además, habla de las ventajas que han llegado con Internet. 'Ya no necesitamos estar en una gran ciudad para dar a conocer nuestra obra', cuenta. A pesar de que los blogs son un buen vehículo de difusión, reconoce que su discurso literario no está siendo afectado por las nuevas tecnologías.

'Realmente no hay forma de escapar a la ideología. Lo que sí debe evitarse es una suscripción a lo ideológico. Hay que saber descubrir cuáles son los discursos hegemónicos, para desmontarlos', según Juan Sebastián Cárdenas (Popayán, Colombia, 1978) que ofrece otra visión política de la labor del escritor. 'La política no es una cuestión de temas, sino de lengua, de ver hasta dónde podemos llevarla', aclara Cárdenas. El autor colombiano pone como ejemplos a César Aira y Fogwill frente a los autores del Boom.