Público
Público

Iván Ferreiro: "El ser humano no existe"

El músico gallego presenta nuevo trabajo, ' Val Miñor - Madrid, Historia y Cronología del Mundo', más luminoso y positivo que los anteriores

Publicidad
Media: 1
Votos: 1
Comentarios:

Que Iván Ferreiro es un tipo peculiar, de eso no cabe duda. Sólo alguien singular titularía un disco 'Val Miñor- Madrid, Historia y Cronología del mundo' (Warner Music) para hablar del futuro. Con este nuevo trabajo, ya a la venta, el músico gallego deja atrás las amarguras del pasado para iniciar una nueva etapa, marcada por canciones más luminosas y positivas. Se trataba de contar lo bien que le va a él y a su hermano Amaro -pieza fundamental del disco y guitarrista de su banda- 'sin que suene vacío: suelen ser más divertidas las cosas terribles', certifica.

Tu nuevo disco se llama ‘Historia y Cronología del mundo'. Es un título bastante ambicioso ¿no?

El punto era hacer una cierta ironía con el hecho de querer contarlo todo. Me gustaba la idea de los eruditos que deciden hacer una enciclopedia. Mi juego era jugar a uno de esos que lo hace mal pero acaba contándote algo que realmente tiene que ver con él. En el fondo es una forma de explicar mi mundo y lo que percibo.

Son entonces tus vivencias...

No es un disco que hable del pasado. Es un disco que va sobre el futuro, sobre las cosas que me gustarían que me pasaran y las que me fueron pasando después al desearlas. Al final el mundo es lo que cada uno percibe. Que la tierra es redonda lo sabemos porque nos lo han contado pero muy pocos hemos podido salir en una nave, ver la tierra redonda y volver a bajar. 'Que la tierra es redonda lo sabemos porque nos lo han contado pero muy pocos hemos podido salir en una nave y ver la tierra redonda'


¿El concepto del disco nace con las canciones o es previo?

Tras ‘Confesiones de un artista de mierda' mi hermano y yo teníamos ganas de hacer un disco alegre. Siempre recurríamos a la canción como nuestra terapia de las cosas amargas. Estábamos con ganas de cambiar de energías. En el fondo ya habíamos contado todo lo que teníamos que contar al respecto. Lo que hicimos fue empezar a contar nuestra vida día a día. Realmente somos dos tipos bastante alegres, aunque hemos tenido nuestros momentos amargos. Se trataba de hacer algo que nos reflejara y exagerarlo, que es de lo que se trata en los discos.

He notado sentido del humor en el libreto, con el juego que viene con el disco, pero no tanto en las canciones, al menos no de una forma tan evidente como lo haría Santi Balmes en Love of Lesbian...

Nosotros no tratamos de meter el humor dentro de la canción, tratamos de meter una energía luminosa. Queríamos contar cosas que son importantes pero leves: cosas que tienen que ver con las emociones, con estar enamorado, sentirte bien cuando hace una noche bonita....

Con el nuevo adelanto del disco, 'El Dormilón', he notado unas reacciones especialmente positivas ¿Tú lo has percibido? ¿Hay gente de tu alrededor capaz de decirte que no le gusta algo que has hecho?

Lo noto. Siempre he notado una buena respuesta cuando saco discos. Lo cierto es que con ‘Picnic Extrarrestre', que era un disco amargo, veía comentarios de gente que no lo estaba disfrutando, cosa que comprendía que pasara porque era consciente del disco que estaba sacando. Este año sí noto muy buenas vibraciones de todo el mundo. Si te digo la verdad tenía un poco de miedo de pensar en hacer algo más vitalista y ver si funcionaba...Creo que en el fondo la gente echaba de menos vernos contentos.  'Si yo ahora me pongo a defender a los de las preferentes, y lo digo yo, se convierte en una puta gilipollez'

Hay  necesidad de estar contentos, más en estos tiempos ¿no?

Fuimos muy conscientes de esa movida. Teníamos una parte más combativa pero llegamos a la conclusión de que en este momento todo dios sabe lo mal que están las cosas, todo dios está enfadado. Si yo ahora me pongo a defender a los de las preferentes, algo que es serio e importante, y lo digo yo, se convierte en una puta gilipollez. Soy un músico que vivo bastante guay, que hago lo que me da la gana de alguna forma. No soy millonario ni tengo avión privado, tengo que trabajar para vivir pero ¡tengo trabajo joder! Creo que ahora en este momento de mierda me toca dar un poco de alegría. Es lo que espero del disco, que la gente se lo ponga por la mañana y le dé alegría. Espero a ver si lo consigo, en un año lo sabré.

¿Tienes la sensación de pertenecer a tierra de nadie, ni al mainstream ni al indie?

Con Piratas ya teníamos esa sensación todo el rato, pero ahí era más marcada porque no existía un mercado para la gente que estábamos en el medio. Por una ley natural y lógica cada vez hay más cosas que van por ese camino. Hacer música personal es lo que tiene que diferenciar. Por otro lado, es público el que decide. Hubo un momento en el que había un público muy talibán con sus cosas que no quería que entraran, pero acabaron entrando. Cualquier festival, desde el Alhambra Festival hasta el Sonorama, son festivales que en los 90 serían casi imposibles. Hasta las cosas más raras acaban convirtiéndose en algo pop siempre. Cuando Björk sonaba rara, al año siguiente Madonna utilizaba sus ritmos y ya era mainstream. Y luego en España lo que pasa es que somos un país dividido. Estamos divididos para todo: Barça o Madrid, derechas o izquierdas, y eso creo que no nos hace ningún bien. 'España es un país dividido. Estamos divididos para todo: Barça o Madrid, derechas o izquierdas...'

Al margen de mainstream y etiquetas, siempre has hecho lo que has querido.  Porque si hubieras tenido miedo a lo que pensara un indie no hubieras hecho una versión de Julio Iglesias en tu primer disco en solitario...

Lo que más gracia me hace es que hasta que no hago ese disco -Canciones para el tiempo y la distancia - nadie me consideraba indie. No nos querían en ningún lado. Y con ese disco, que para mí es supernormal, de repente era indie. Y pasé de no tocar en ningún festival a tocar en todos y que viniera la gente. Yo que sé, bienvenido sea todo...

¿Te cayeron muchos palos por aquella versión?

Al contrario, a la gente le gustó. Lo más indie que hay en el mundo es no tener prejuicios. No sé lo que es el indie, pero si tiene algo que ver es con alguien que escucha música en su cabeza de forma independiente. Y si oye ‘Manos de topo', aunque la voz sea rara, sabe disfrutarlo de puta madre. Sabe disfrutar a Joe Crepúsculo por sus letras, aunque no sea el mejor cantante del mundo. Un buen indie es un tipo que disfruta de ABBA. Los indies en un principio se suponía que eran público culto, y el público culto no se puede abstraer de la calidad de las canciones. Lo que pasa es que hay un momento en el que ser indie es ser una postura y hay cosas que son una verdadera mierda que están dentro del indie. Luego el mainstream es lo que compra la gente que no oye música o que no es su prioridad. 'Un buen indie es un tipo que disfruta de ABBA'

Lo mejor es no tener prejuicios...

¿Hoy en día quién sabe qué escucha nadie? Va todo a la carta y cada uno escucha lo que le da la gana. El futuro espero que sea lo que le pasa a mis hijos. Mis hijos te ponen una de Pablo Alborán, en otro momento una de Lori Meyers, luego un brasileño con su 'mosa, mosa', y luego meten una de Vetusta -Morla-, y se las cantan todas encantados. Y les parece todo bien, luego ya depurarán. 'El mainstream es lo que compra la gente que no oye música'

En España existe un fenómeno que consiste en tener miedo a decir lo que te gusta por el qué dirán. Recuerdo una entrevista en la que dijiste que escuchabas a Falete...

Yo creo que lo de los gustos marca también una falta de una industria. Tenemos, pero no es como la británica. Allí funciona tan bien que debe ser la segunda o la tercera cosa del Reino Unido que mete más divisas extranjeras. Ellos ganan mucho dinero cada vez que compramos un disco de Oasis. En Inglaterra lo que tienen de puta madre es que un periódico puede poner a parir a un tío. Ese juego existe desde siempre. Blur y Oasis no se han llevado mal en su puta vida. Han sabido jugar a un juego que aquí no sabemos jugar.  Yo aquí las dos veces que me meto con alguien acaban mosqueados ¿Qué tenemos que estar todos de acuerdo y decir que todos somos de puta madre?  Yo por ejemplo con Carlos Tarque, que le adoro y me llevo de la hostia... no estamos de acuerdo con las cosas de Internet, y muchas veces nos estamos tirando los trastos el uno al otro. Desde luego no nos insultamos ni nada parecido, pero no opinamos igual y eso está bien.  Estaría de puta madre que aquí uno pudiera decir me gusta esto, esto y no me gusta nada este disco nuevo de mis colegas. Yo aún recuerdo a Santi (Balmes) de Love of Lesbian cuando le puse ‘Picnic Extraterrestre' y no le gustó. No sabía cómo decírmelo. Y yo le decía ‘dímelo tío, da igual, yo soy tu colega. Yo no hago música para que tú me digas que te gusta mi música'. 'Yo aún recuerdo a Santi, de Love of Lesbian, cuando le puse ‘Picnic Extraterrestre' y no le gustó. No sabía cómo decírmelo'

Es muy complicado sí... Todos lo sabemos pero no se dice por cortesía...

¿Alguien espera que yo sea amigo de Miguel Bosé? Seremos todos colegas pero hay cosas que no van a pasar y no pasa nada. Es que es sano. Estamos haciendo canciones, que esto no va a ser lo que van a estudiar nuestros hijos ni va a depender la economía del país. Sólo son canciones para divertirse y mola que unas molen y otras no molen. Mientras que en el fútbol hay una gran tradición y puedes tener a tu mejor colega siendo del Madrid o del Barça y llamarle hijo puta culé y no pasa nada. En la música todavía no podemos por alguna razón.



Nos damos demasiada importancia a nosotros mismos quizás...

Yo creo que a base de querer salvarnos nos estamos hundiendo.

En las letras veo muchas referencias cinematográficas y televisivas. ¿Sois 'serieadictos' tu hermano y tú?

Nosotros somos consumidores de tele.  Tiene que ver con nuestra situación geográfica, aunque ahora menos. Val Miñor es un paraíso pero a veces llueve a muerte en invierno y a las 19 es de noche. A veces estamos toda la semana tocando y no hay mucho que hacer,  y tiramos mucho de The Wire, Los Soprano...

¿Cuál es tu serie favorita?

Es jodido... yo creo que mi favorita, en la que pienso todo el rato y siempre vuelvo a ver, es ‘Galáctica Estrella de combate 2003'. Y eso que tengo la de los 70 también. Es la que más me hace disfrutar de todas.

En el disco también hay ciencia, no sé si viene esto por el programa de Punset...

La ciencia nos encanta a mi hermano y a mí. De hecho yo estudié ciencias y mis amigos de clase casi todos son científicos. Uno trabaja en la Agencia Espacial Europea, otro es biólogo y trabaja para Punset. A nosotros nos gusta y leemos mucha mierda de eso. Nos gusta la historia, la prehistoria, los ovnis...

¿La teoría de cuerdas 'la compras'?

Mi hermano está más metido en la Teoría de Cuerdas. Yo no creo demasiado... La ciencia para mí tiene un problema en este momento muy gordo. Pasa con el Bosón de Higgs, por ejemplo, prueba de que la cosa va mal. La ciencia debería estar para encontrarse lo que tenga que encontrarse. Y están tratando de probar las teorías en lugar de ver qué coño hay. Eso no es ciencia, la ciencia no tiene expectativas. Si eres un farmacéutico y quieres hacer una vacuna sí tienes que tener expectativas y hacer que algo funcione, pero si se trata de explicar el mundo sólo quiero la puta verdad.  'La ciencia debería estar para encontrar cosas y  están tratando de probar las teorías en lugar de ver qué coño hay'

Además, sólo se estudia lo que puede ser económicamente rentable...

Mi mejor amigo trabaja en la Agencia Espacial Europea. Es un físico, un máquina que hace proyectos mundiales. Su trabajo es la mitad ciencia y la mitad política.  Mi amigo me explicaba que la ciencia y la política son la misma cosa. No existe la ciencia sin la política. Esa es la realidad del mundo, que para que haya ciencia tiene que haber política.  Y si no hay científicos haciendo política nadie va a hacer ciencia nunca. Eso no sé si me alegra o me pone triste, pero es como están las cosas.

Volviendo a la música ¿Cuando entra el piano en tu vida? Te has hecho inseparable.

Yo iba de pequeño a clases, pero nunca tuve piano. Hace ocho años me compré mi primer piano de pared. Nunca había tenido uno. Suso Saíz me apuntó a los conciertos de la Villa, en Conde Duque, y me dijo, 'tocas dentro de un mes ahí, lo tienes todo vendido y eres tú solo con piano'. Entonces entré en pánico, pero luego fue de puta madre e hice la gira. Y ahí el piano entró en mi vida de forma muy potente. Yo toco fatal, no soy pianista, pero encontré un sitio  para expresarme que me funciona de la hostia.

A propósito de la letra de ‘El Dormilón', eres más como ella, 'la esperanza de la humanidad', o esperas a que 'el mundo se gobierne solo'...

Yo espero a que el mundo se gobierne sólo. Estoy a por esas. '¿La democracia? Me encantaba el plan ¿sabes?'

¿La sociedad en general está un poco adormilada no? De dejar a ver si esto se arregla solo... 

Leyendo libros, por ejemplo, Asimov, ves que hablan del futuro y en ese futuro no hay una democracia, hay un emperador.

¿Entonces es un futuro muy negro, no?

Lo que quiero decir es que he aprendido que la democracia es lo menos malo y todo eso, pero realmente la democracia no nos está llevando a un sitio de puta madre, desgraciadamente. Me encantaba el plan ¿sabes? O la rehacemos y empezamos a entender que la democracia no es que dejemos hacer a la peña lo que le dé la gana, o no sé... A mí me gustaría pensar que el mundo acabará gobernándose solo, pero no va a pasar. 'Hemos tardado 2.000 años desde los romanos hasta el iphone, igual tienen que pasar  300 años más hasta que la democracia se ajuste'

¿Crees que desde la democracia es posible el cambio, o tiene que ser más radical?

Nadie cuenta con el peso de la historia. Todo el mundo cree que lo suyo es nuevo. Pero todos tenemos el peso de la historia encima. Los españoles tenemos cosas de españoles, de cuando nos dieron los ingleses por el culo o cuando les dimos por el culo a los ingleses, hubo una Guerra Civil, etc, tratamos de obviar eso todo el rato. Llega un momento en que la gente piensa que querer la democracia es dejar que tu vecino mande pero el ser humano es corrupto por puta naturaleza. Es decir, el ser humano no existe, ése es mi primer planteamiento. El ser humano y la Carta de los Derechos Humanos es un puto proyecto porque los derechos humanos no se cumplen en el planeta Tierra. En España se incumplen muchas veces los derechos humanos, hay niños que viven en chabolas. Seremos humanos cuando cumplamos las leyes de los seres humanos, mientras tanto somos putos hominidos, y tenemos un futuro que es la humanidad para ver si conseguimos llegar a ella.  'Seremos humanos cuando cumplamos las leyes de los seres humanos'

¿Paciencia entonces?

Lo que no podemos esperar el proyecto de seres humanos que somos es que si hemos tardado 2.000 años desde los romanos hasta el iphone, igual tienen que pasar 200 o 300 años, o otros 1.000 años, para que ciertas ideas como la democracia, se ajusten. A veces no sé si la democracia es la solución o que venga un tipo muy listo. Lo que pasa es que no me gustan ninguna de las dos opciones. Por otro lado, ya no confío en mis vecinos. Y te plantearía varias dudas más: Aquí estamos todos hablando diciendo que los políticos son todos unos sinvergüenzas, yo lo que me alegro es de no ser político porque a lo mejor sería igual de sinvergüenza, porque no tengo ni idea de lo que es estar ahí metido. El caso es que no sé si son ellos, que son lo peor, o todos somos lo peor y ellos son un reflejo de lo que somos.

¿Por lo menos nos quedará la música a pesar de todo?

Sí, hasta que nadie pueda vivir con ella ¿sabes? Pero bueno habrá grabaciones de sobra para el resto de la humanidad -risas-.

DISPLAY CONNECTORS, SL.