Público
Público

Juan Perro acusa a la industria musical de hipócrita por hablar de piratería

El cantante asegura que se trata de una estrategia de las grandes compañías para seguir controlando la cultura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El cantante de los desaparecidos Radio Futura y compositor Santiago Auserón, más conocido como 'Juan Perro', ha asegurado hoy que hablar de piratería es 'hipócrita' y que se trata de una estrategia de las grandes compañías para seguir extrayendo beneficios de las mercancías culturales, 'que controlan desde hace seis décadas'.

Auserón se ha pronunciado así en una rueda de prensa sobre el concierto que ofrecerá esta noche en Santander, en el marco del ciclo 'Escénicas en el Casyc', de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), donde la mitad del repertorio será inédito.

'Juan Perro', ha recriminado a la industria que penalice a los usuarios, cuando éstos lo único que hacen es 'extraer las consecuencias' de lo que se les ofrece, esto es, 'la electrificación de la vida cotidiana en aparatos cada vez más pequeños y polivalentes'.

Por tanto, el que la gente se descargue canciones o películas gratis es un hecho 'irreversible' -ha puntualizado- que obliga a repensar el funcionamiento de la industria musical y de los derechos de autor. Auserón ha bromeado con el hecho de que son los músicos los que 'están pagando el pato' y que quizá tengan que ser 'el primer oficio de la humanidad que trabaje gratis', aunque eso no parece importarle porque ha insistido en que el debate sobre si se debe pagar o no por la música o sobre cómo distribuirla es lo de menos.

Por ello, el ex líder de Radio Futura ha colgado ya ocho canciones -o 'bocetos artísticos'- en su perfil de Facebook, para que sus seguidores puedan participar con sus impresiones en el proceso de creación de las mismas. 'Es un privilegio poder contar con esta retroalimentación en mitad del proceso creativo cuando la canción aún no es un producto cultural definitivo, pero ya tiene su esencia artística', ha aseverado.

Este experimento en las redes sociales viene después de un 'alejamiento' de Juan Perro del negocio musical -tras una primera andadura de diez años, entre 1993 y 2003- en el que ha ahondado en el universo de la música cubana, 'la negritud del blues cantada en español', tal y como la ha definido.

Para él, lo importante es dar valor a lo que es el proceso de creación musical, 'basado en la reflexión, la composición y el verso', por lo que ha considerado 'necesario' que existan sociedades que gestionen los derechos de autor, como la SGAE, aunque ha criticado el comportamiento de ésta en relación con las descargas. A su juicio, la SGAE, 'demasiado preocupada por sacar rentabilidad en lugar de propiciar un debate sin prejuicios sobre la propiedad intelectual', precisa de un cambio generacional en sus cuadros directivos para evolucionar al mismo ritmo que la sociedad.

Al margen de los derechos de autor y sin un disco de estudio a la vista, las nuevas composiciones de Juan Perro sólo se pueden encontrar en sus maquetas colgadas en Facebook o en sus directos, como el de esta noche, ya que los conciertos son todavía, 'ante el futuro incierto de la industria musical', una de las tareas que definen el oficio del músico.