Público
Público

"Queremos llegar al público de Beyoncé"

El dúo Calle 13 lanza Entre los que quieran', un disco más político y rockero.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Más políticos, pero todavía sexys y calientes. Menos reggaetoneros y más rockeros: 'Porque el rock es una actitud, no va en las guitarras', defiende René Pérez, Residente, letrista y voz cantante de Calle 13, junto a su hermano, el compositor Eduardo Cabra, Visitante. El dúo portorriqueño lanza su cuarto disco, Entre los que quieran, dejando las cosas bien claritas desde el principio: 'Desde Puerto Rico, la colonia más importante del mundo. El único lugar donde le prestan más importancia a Miss Universo que a la educación', dicen en el primer corte-presentación del disco.

Y siguen: 'Y si te gusta, por internet lo puedes bajar'. No dejan títere con cabeza, desde el gobernador de Puerto Rico, al Papa y las discográficas: 'Mi sello no es Sony: mi sello es la gente', recita René en Calma pueblo. Pero más allá de la metralla política, del cabreo y las ganas de decir las cosas a las claras, el álbum es una declaración de amor a Latinoamérica con humor y rima. Y con un gusto ecléctico en cuanto a colaboradores: del folclore colombiano de Totó La Momposina al rockprogresivo de Omar Rodríguez-López, de The Mars Volta.

Calle 13 quiere ser portavoz del pueblo. 'Estoy ofreciendo mi servicio a la gente hasta que me canse de hacerlo, porque no es una obligación', explica Residente a Público. 'Cuando hicimos Querido FBI me di cuenta de que la gente necesitaba ese tipo de mensajes. Más que un Aquí estoy yo para salvar las cosas', se trata de ofrecerme. ¿Quieren decir algo?: Cuéntenmelo, yo lo voy a decir. Luis Miguel no, pero yo sí'.

'Nunca hicimos reggaetón: lo convertimos en otra cosa'

Y nada de ser alternativos, nada de quedarse en el circuito underground: los miembros de Calle 13 no son ni de un lado ni del otro, pero si les dieran a elegir, ellos se quedan del lado de Shakira, con quien han colaborado y a quien consideran amiga. 'Nosotros hacemos música underground, si consideras que es música que va contra la corriente. Pero lo bueno es que le está llegando a la corriente, a la gente. Eso es fundamental. Yo no hago música para los cool e intelectuales. Ya me cansé de eso', dice René, enérgico. 'Yo quiero llegar al barrio pero con un mensaje chévere, no con un rollo pop. Ser alternativo y llegar al público de Beyoncé es mucho más difícil. Es lo que queremos hacer'. Los componentes de Calle 13 son únicos en su género. Lo mismo invitan a sus oyentes a descargar sus discos que son capaces de juntar a más de 300.000 personas en la cabalgata del Festival VivAmérica en Madrid a principios del pasado octubre.

Un disco como una paella

En lo musical, en Entre los que quieran hay sampleos de Morricone (La bala), líneas de violín árabe sobre beat reggaetonero (Baile de los pobres), guitarras pesadas (Calma Pueblo), merengue revolucionado a lo Rita Indiana (Vamo' a portarnos mal) el disco entero es un mejunje que Visitante define como 'una paella de mar y tierra. Un rebujón de cosas'.

'No hago música para los cool' e intelectuales. Ya me cansé de eso'

'Nosotros nunca hicimos reggaetón aclara enseguida cogimos la base rítmica pero lo convertimos en otra cosa', asegura. Y por si queda duda, afirma: 'Somos como una tienda de departamentos, que vende de todo. No estoy de acuerdo con que nosotros lancemos un disco que tiene una variedad cabrona, y vengan y te digan que hacemos reggaetón'. Así que el truco está en portarse mal (como dicen en el segundo single del disco), en ir a la contra y dejarse de moralinas. René Pérez lo tiene claro: 'Hay que hacer lo que no se supone para que cambien las cosas'.