Público
Público

El Barça salta el charco

Los azulgrana, primer equipo europeo en ganar al campeón de la NBA, donde defraudó Bryant

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El charco que en su día cruzó Gasol, como después Navarro y tantos otros, se quedó ayer muy pequeño. Lo saltó el Barça al convertirse en el primer equipo europeo en vencer a un campeón vigente de la NBA (92-88), dejando claro que las distancias que hace tiempo se rompieron en las selecciones cada vez son más pequeñas en el baloncesto de clubes. Los Lakers están en pretemporada, es cierto, Kobe arrastra problemas y el Barça está en plena competición. Pero la sensación global no es, ni mucho menos, de que los Lakers sean infinitamente superiores al Barça.

El apasionante final dio sentido a un partido irregular y algo decepcionante, sobre todo por parte de los visitantes. Sólo Gasol, muy motivado en su primer partido como laker en Barcelona, navegaba contra esa dinámica. A base de mates y canastas cerca del aro, lideró a su equipo con hasta diez puntos en un solo cuarto.

A medio gas y con un juego descafeinado y lejos del esperado showtime, sobre todo un Bryant que no parecía la estrella mundial que es, los Lakers parecían poder dominar con poco esfuerzo. Pero eso no era tan así. Las dos estrellas del conjunto angelino no sólo son la nota diferencial en cuanto a espectáculo. Sin ellos, los Lakers se presentan como un equipo vulgar y corriente, con menos púrpura y menos oro; nada temible.

El segundo cuarto arrancó con un triple de Sada que puso por primera vez la igualada en el marcador. Desde entonces, los azulgrana no sólo fueron por delante, sino que demostraron que lo de ir más rodados les sirve también para ofrecer un juego más chispeante incluso que el del campeón de la NBA. Hizo circular el balón con más velocidad y buscó el perímetro mucho más que los visitantes, aunque la distancia era la de la competición norteamericana.

Se fue al descanso el Barça con ventaja, pero no tardó el equipo de Phil Jackson en recuperarla de la mano de Odom y Artest, más solventes que agradecidos con el público. A todo esto, Bryant seguía desaparecido, consolidándose como la gran decepción de la noche. Su primera canasta, después de ocho intentos, llegó mediado el tercer cuarto. Eso sí, fue muy celebrada por la esquizofrénica afición.

Tan cambiados parecían los roles que incluso la jugada más espectacular de la noche la firmó el Barcelona, una sucesión de pases veloces que culminó machacando Fran Vázquez. El campeón de Europa ofrecía mejor aspecto que el conjunto californiano y pronto lo volvió a reflejar el marcador, tras un triple de Lakovic. Justo después, un mate de Gasol a aro pasado, recibiendo falta, evitó que se llegara al último cuarto con victoria azulgrana.

Empezó, eso sí, con un ajustadísimo 68-70 en el marcador. Navarro preparó su fusil. Dos tiros libres y un triple, luego otro de Mickeal y el Palau se volvió loco con la ventaja local (79-76, m. 37). Pitidos ensordecedores contra los Lakers y ovaciones equiparables al mejor Camp Nou dieron alas a su equipo. Mickeal volvió a enchufar de tres y parecía poseído por Bryant, que a 30 segundos falló un triple para empatar. Navarro, desde las personales, certificó la gesta.

92 - Regal Barcelona (21+24+23+24): Rubio (-), Navarro (25), Mickael (26), Morris (12), Vázquez (10) -cinco inicial- N'Dong (2), Lorbek (3), Sada (3), Grimau (2), Lakovic (5) y Perovic (4).

88 - Los Angeles Lakers (24+20+26+18): Fisher (12), Bryant (15), Odom (12), Artest (10), Gasol (25) -cinco inicial- Barnes (-), Brown (2), Blake (6), Vujacic (2), Ratliff (-), Caracter (-) y Ebanks (4).

Árbitros: Marc Davis, Jason Phillips, Emilio Pérez Pizarro. Eliminados por seis faltas personales: Vázquez (min.46).

Incidencias: Partido amistoso de la NBA Europa disputado en el Palau Sant Jordi de Barcelona ante 16.236 espectadores.