Público
Público

SUPER BOWL Brady remonta, hace historia y da a los Patriots un épico triunfo en la Super Bowl

New England Patriots logran su quinto título tras vencer a Atlanta Falcons por 34-28 tras remontar 25 puntos en contra, algo que ningún equipo había logrado jamás.  

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tom Brady, reflexivo, celebra su triunfo en la Super Bowl. | REUTERS

El quarteback Tom Brady lideró la mayor remontada en la historia de un partido de Super Bowl luego de tener desventaja de 25 puntos y llevó a los Patriots de Nueva Inglaterra a un triunfo por 34-28 sobre los Falcons de Atlanta en el tiempo extra.

Los Patriots anotaron 19 puntos en el último cuarto, incluyendo un par de conversiones de dos puntos, una realizado por el nativo de Houston, el receptor abierto Danny Mandiola, y otra del corredor James White, que forzaron el tiempo extra y conseguir el título de la edición 51 del Super Bowl.

El evento deportivo más importante del año en Estados Unidos, que se jugó en el campo "NRG", propiedad del equipo local de los Texans, ante una asistencia de 77.054 espectadores, fue el tercero en la historia que se disputo en Houston.

Además, Brady se convirtió en el primer quarteback en ganar cinco títulos de Super Bowl, aunque tuvo que superar a un cuadro defensivo implacable contra él.Pero el veterano pasador de 39 años se reencontró con la fórmula ganadora en el último cuarto con pase de 6 yardas a Amendola.

Brady terminó con 43 de 62 pases, la mayor marca de intentos en la historia del Super Bowl, para 466 yardas y dos pases de touchdown.

Los Patriots consiguieron la mayor remontada en la historia de los Super Bowl, incluyendo la que tuvieron hace dos años cuando superaron una desventaja de 10 puntos para vencer a los Seahawks Seattle.

Con el triunfo Belichick se convirtió también en el primer entrenador con cinco títulos de Super Bowl.

Los Patriots, conducidos por Brady, se hicieron de su Trofeo Vince Lomardi que más trabajo les ha costado y el más dulce, de acuerdo a su propietario Robert Kraft.

Brady que sabía que tenía que jugar un partido histórico para acreditarse el título de Super Bowl, lo hizo en el último cuarto del partido, después de entrar en ritmo y recuperar la magia.

El quarterback, que regresó a la acción de una suspensión de los primeros cuatro partidos de la temporada por haber participado en el problema de los balones desinflados, sabía que tenía que jugar un partido histórico y lo logró.

Brady fue superado fácilmente en la primera mitad del partido por el cuadro defensivo de los Falcons. Brady fue fácilmente controlado en los primeros tres cuartos del duelo superó a su rival Matt Ryan, que una noche antes fue designado Jugador Más Valioso (MVP) del campeonato, mientras que el veterano pasador de los Patriots logró el cuarto en los siete partidos de Super Bowl que ha disputado.

Pero en el cuarto periodo Brady encontró a Amendola con otro envío de seis yardas y el receptor abierto Julian Edelman hizo la captura que cambió la historia del partido en el cuarto partido al mantener la posesión los Patriots camino de anotación que forzó la prórroga.

Ryan completó 17 de 23 pases para 284 yardas con dos envíos de touchdown.

La clave fue en el tiempo extra cuando los Patriots ganaron el lanzamiento de la moneda y Brady no desaprovechó al completar seis pases, y de nuevo White surgió para correr dos yardas cuando restaban 11:02 minutos del tiempo extra.

Los Falcons se perfilaban para conseguir su primer campeonato de la NFL en 51 temporadas, pero en la segunda mitad del partido perdieron el control y terminaron desaprovechando la ventaja de hasta 25 puntos que habían logrado.