Público
Público

‘La Mano de Elías’ se dobla ante el Barça

Euroliga. Los azulgrana ganan al Maccabi

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En pistas como La Mano de Elías y ante equipos tan coriáceos como el Maccabi, el oficio y la paciencia sirven para romper rachas fabulosas. Dieciocho victorias consecutivas acumulaba el equipo de David Blatt, hasta que llegó el Barcelona y, en un partido que se movió siempre en un pañuelo, le hizo recordar el mal regusto de la derrota. No supieron los israelitas replicar a la inteligencia con la que los azulgrana manejaron los minutos finales del encuentro: sobrios, como todo el partido, en defensa; selectivos en ataque. Los de Xavi Pascual sumaron así una victoria (51-71) de prestigio, que les acerca a los cuartos de la Euroliga.

Y es que este Barça del aún renqueante Navarro ha hecho de la defensa la mejor arma para contrarrestar sus flaquezas ofensivas. Carecen los azulgrana de la brillantez y de la alegría que exhibían en ataque hace no tanto tiempo, es cierto, pero siguen siendo un grupo muy fiable en la retaguardia. Poco importa el rival: el abanico de recursos tiene algo preparado para todo el mundo, se llame Schortsanitis o Eliyahu. Tampoco ellos ni el Maccabi entero pudieron zafarse de la telaraña azulgrana. Acostumbrados a rondar los 80 puntos de anotación, los israelitas no llegaron ni a los 60 (29-29, al descanso).

Muy desacertado en el primer cuarto (19-12), el Barça supo recomponerse. Y encontrar en la pintura la vía de agua del Maccabi. La alianza entre Fran Vázquez y Lorbek (18 puntos) en ataque desactivó el poder intimidatorio de Baby Shaq, al que le pesaron los kilos, y los largos brazos de Perovic, su sombra al otro lado de la cancha. Tampoco Eliyahu, muy gris en todas las facetas, pudo seguir a la pareja azulgrana. Blatt tuvo que buscar alternativas. En ataque, las encontró en Langford (17 puntos). Defensivamente, más en los errores del Barça que en sus propios jugadores.

Eidson, que regresaba a Tel-Aviv por vez primera, tardó casi media hora en encontrarse con la canasta. Mickeal no dio ni una. Más allá de Lorbek y Fran, el Barça sobrevivió y se impuso con los puntos de Ingles (13), cuando los tiros libres ya no le alcanzaron al Maccabi -no anotó ni un solo triple- para mantenerse a flote. El Barça le tiene tomada la medida: le ha ganado los últimos cinco duelos en el Top 16.