Público
Público

Pepu Hernández y sus jugadores aceptan cobrar la mitad

El entrenador del Joventut y su plantilla aceptan aplazar parte de de su sueldo por la deuda del club

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los jugadores del DKV Joventut y su técnico, Pepu Hernández, han aceptado cobrar a partir de este mes la mitad de su sueldo y aplazar el resto hasta que 'se regularice' la situación económica del club, según ha confirmado a Efe el presidente de la entidad, Jordi Villacampa.

La medida acordada por los jugadores, el entrenador, los adminitradores concursales y el club no afectará al resto del cuerpo técnico del primer equipo ni a los trabajadores de la entidad.

Villacampa ha aclarado que hasta diciembre, los jugadores y Pepu Hernández 'cobraron al día' sus salarios y que en enero, 'por un problema de tesorería', ingresaron sólo la mitad de su sueldo. La otra mitad la cobrarán cuando el club recupere liquidez.

Tras reducir el presupuesto de la entidad esta temporada de 8,5 a 6,4 millones de euros y acordar esta última medida, el presidente verdinegro reconoce que 'es difícil reducir más el gasto' de la entidad.

El Joventut Sociedad Anónima Deportiva (SAD) se encuentra, desde el pasado 21 de octubre, en concurso de acreedores, tras finalizar el pasado ejercicio con un déficit de 4,2 millones de euros, lo que elevó su deuda a 15 millones de euros.

La regularización de la situación económica del Joventut que permitirá que los jugadores y el técnico cobren el resto de su sueldo 'dependerá de la venta de los activos del club', según ha indicado Villacampa.

Los principales activos de la entidad son dos terrenos en el barrio de Canyet y la urbanización Mas Ram. En ambos casos se está esperando a que el Ayuntamiento de Badalona recalifique los terrenos para construir un colegio y un supermercado respectivaente.

Además, el club es propietario del 25% del centro comercial Magic Badalona, mientras que el resto está en manos de la inmobiliaria Sacresa que, al igual que la entidad deportiva, se encuentra afectada por un concurso de acreedores.

Jordi Villacampa, que el pasado viernes anunció que continuará como presidente de la entidad verdinegra a partir del 30 de junio, ha afirmado que el Joventut aún no tiene patrocinador para la próxima temporada y que la actual situación económica 'complica' encontrar alguno.

Por otra parte, el máximo dirigente del club ha asegurado que no se fichará a ningún jugador para ocupar el lugar de los lesionados Carl English y Henk Norel.