Público
Público

Stoner se eleva hasta la gloria en MotoGP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El australiano Casey Stoner (Ducati) se ha convertido hoy en el nuevo campeón del mundo de MotoGP después de finalizar sexto en el Gran Premio de Japón celebrado en Motegi, donde el italiano Valentino Rossi (Yamaha) no ha pasado del puesto decimo tercero, lo que unido a la caída del español Dani Pedrosa (Honda) ha puesto en bandeja el título al 'aussie'.

Por su parte, el otro piloto que podía conquistar el campeonato, el español Jorge Lorenzo (Aprilia), no sólo no lo hizo sino que además vio como su ventaja menguó en 20 puntos, tras concluir undécimo y ver a su máximo rival, Andrea Dovizioso (Honda), subido en el podio al finalizar segundo.

Mientras, en 125cc, Mattia Pasini (Aprilia) logró su cuarto triunfo del año por delante de los dos aspirantes al Mundial, el húngaro Gabor Talmacsi (Aprilia), segundo, y el español Héctor Faubel (Aprilia), tercero, que vio como su desventaja aumenta a nueve puntos.

Digno sucesor de Doohan 

Pero, sin duda, el gran protagonista del día fue Casey Stoner. El de Ducati optó por una táctica conservadora, que salió a la perfección, pues sus dos únicos rivales no tuvieron su mejor día sobre el trazado nipón. Esto permitió al joven piloto manejar la carrera sin tomar riesgos innecesarios y cruzar la bandera a cuadros como nuevo campeón del mundo.

El australiano toma, con este título, el relevo del quintuple campeón Michael Doohan, último australiano (1998) en vencer en la categoría reina del Mundial. Además, Stoner conquistó el campeonato cuando aún quedan otros tres Grandes Premios (Australia, Malasia y Valencia) por disputarse.

La alegría en Motegi fue completa para la escudería italiana Ducati, pues otra de sus máquinas, la del veterano Loris Capirossi, se llevó la victoria. El transalpino fue el más hábil en una carrera en la que los principales favoritos fueron más conservadores al estar inmersos en la caza de un premio mayor, lo que abrió la veda a la lucha por el cajón.

Tras el italiano, el francés Randy De Puniet (Kawasaki) concluyó segundo, mientras Toni Elías (Honda) fue tercero para subir por primera vez al podio desde su fractura de fémur. El manresano refrendó su notable quinto puesto en la parrilla para lograr el asalto al cuadro de honor del circuito japonés. La mala suerte se cebó nuevamente con Dani Pedrosa, que malogró la 'pole position' lograda el sábado, su segunda de la temporada, al irse al suelo cuando rodaba segundo.

Lorenzo desaprovecha su ventaja

Antes, en 250cc, Jorge Lorenzo no aprovechó su primer 'match ball', remoto eso sí, para dar carpetazo al título del cuarto de litro. El mallorquín no quiso arriesgar más de la cuenta en un circuito en malas condiciones por culpa de la constante lluvia.

De ahí, su discreta undécima posición. Todo lo contrario sucedió con su gran adversario en la lucha por el título Andrea Dovizioso, que evidenció la clase que atesora en asfaltos mojados al escaparse desde la primera curva y concluir segundo. Este resultdo le permitió al transalpino mitigar la abismal brecha entre ambos en la general del Mundial. Y es que, a pesar del traspié de hoy, Lorenzo afronta las tres carreras finales con 36 puntos de colchón.

Por delante de Dovizioso, el triunfo fue para el finlandés Mika Kallio (KTM), mientras el tercer lugar recayó en el español Héctor Barberá (Aprilia). Del resto de españoles, Julián Simón (Honda), experto en carreras sobre mojado, concluyó sexto, mientras que el resto acusó el resbaladizo pavimento japonés. Así, el talaverano Alvaro Bautista (Aprilia) sumó un punto al ser decimo quinto.

Sin sorpresas en el octavo de litro 

Finalmente, en 125cc, ni siquiera el aguacero propició sorpresas. El lugar más alto del podio fue para Mattia Pasini (Aprilia), intratable todo el fin de semana, pues dominó la clasificación los tres días. Le escoltaron en la ceremonía de trofeos los dos aspirantes al Mundial: Talmacsi y Faubel.

El húngaro fue segundo para ampliar la renta en cuatro puntos más sobre el piloto valenciano, que siguió su estela para ser tercero. La mala fortuna acompañó a Faubel, pues la caída en el tramo final de la carrera del francés Mike Di Meglio (Aprilia) cuando iba segundo puso más puntos en liza.

La representación española logró meter a otros tres pilotos más en los puntos con Joan Olivé (Aprilia), muy regular todo el Gran Premio, quinto. Al catalán, hay que sumar el séptimo lugar de Pablo Nieto (Aprilia) y el octavo de Sergio Gadea (Aprilia).