Publicado: 11.11.2016 11:35 |Actualizado: 11.11.2016 13:23

La última de Rosell: cerrar las oficinas del INEM dos años para formar a los funcionarios en ayudar a los parados

El presidente de la CEOE defiende una reestructuración de los servicios públicos de empleo, cerrarlos temporalmente e instruir a sus trabajadores: "Tenemos que tener la valentía de decir que radicalmente no funcionan, paralizarlos e ir en otra dirección".

Publicidad
Media: 2.40
Votos: 5
Comentarios:
El presidente de la CEOE, Juan Rosell, en una imagen de archivo. EUROPA PRESS

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, en una imagen de archivo. EUROPA PRESS

MADRID.- El presidente de la CEOE, Juan Rosell, ha propuesto formar a todos los empleados públicos de los servicios públicos de empleo, de las antiguas oficinas del INEM, durante dos o tres años para que aprendan a ayudar a los parados a encontrar rápido un empleo, aunque eso implique el cierre temporal de estas oficinas.



Rosell, en declaraciones a Onda Cero, ha subrayado que los servicios públicos de empleo "no funcionan", pues sólo logran colocar al 1,7% de los desempleados, por lo que habría que acometer una "auténtica reestructuración" de los mismos, como se ha hecho en otros países.

"Tenemos que ser valientes y hacer una reestructuración auténtica. Y la primera de todas ellas es hacerles cursos de formación durante dos o tres años a todos los empleados públicos de los servicios de empleo, incluso a costa de paralizarlos, para que aprendan cómo pueden ayudar a una persona que viene a su ventanilla a obtener un puesto de trabajo en un plazo corto de tiempo", ha sugerido.

Rosell ha añadido que esto se ha hecho en países como Reino Unido y Alemania, con "resultados bastantes importantes". "Y aquí tenemos que tener la valentía de decir que radicalmente no funcionan (los servicios de empleo), paralizarlos e ir en otra dirección", ha insistido.

El presidente de la CEOE ha denunciado que existe descoordinación en las comunidades autónomas y con el Estado porque las competencias en esta materia están transferidas y "todo el mundo va por su cuenta y riesgo".

El CSI-F lo califica de "falta de respeto"

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, ha reaccionado a las declaraciones del presidente de los empresarios españoles asegurando que  "carecen de rigor y además suponen una falta de respeto a los miles de parados de este país, dado que las empresas que él representa aún no crean suficiente empleo y puestos de trabajo de calidad".

El sindicato añade en un comunicado que Rosell ya les tienen "acostumbrados a este tipo de manifestaciones. Desde el comienzo de la crisis económica, ha sido una de los portavoces de aquellos que responsabilizaban a los empleados públicos de los errores del sistema". Y advierten de que son los empleados del SEPE los que "deben de dar la cara todos los días por el Estado y afrontar situaciones muy difíciles, incluso violencia y agresiones, en las oficinas de empleo."

El empleo, la vía para elevar los ingresos de la seguridad social

Respecto a la propuesta de PP y Ciudadanos de establecer un contrato con indemnización ascendente para recortar la temporalidad, Rosell ha señalado que es una "alternativa imaginativa, sensata, pero es sólo teoría y de la teoría a la práctica hay un trecho muy importante".

"La realidad es que en este momento tenemos alrededor de 11 millones de personas con contratos indefinidos y 4 millones de temporales y hay grandes diferencias en la indemnización. Lo lógico sería que todo el mundo tuviera cosas parecidas. Esa es la tendencia de cara al futuro pero la realidad actual es la otra y vamos a hacer cómo somos capaces de hacer esa transición y a ver quién tiene la valentía de decir cuál es la hoja de ruta para que esto sea posible", ha apuntado.

En su opinión, España, que es un país de empresas de servicios, debería incrementar el peso de los empleos tecnológicos, con más formación y mejor educación.

En cuanto al sistema de pensiones, Rosell ha afirmado que la CEOE siempre está a favor de acometer reformas en el mismo para poder mejorarlo y garantizar su viablidad. Ahora que los ingresos de la Seguridad Social están "estancados", el presidente de la patronal piensa que, aunque hay fórmulas para descargar de gastos al sistema y elevar sus ingresos, "la receta" pasa por seguir impulsando el empleo y el crecimiento económico.

"Hay muchas partidas posibles. Las partidas de viudedad, de orfandad, se les podría hacer otro planteamiento. Pero no nos confundamos. Si quitamos esas partidas y las ponemos vía impuestos, pues al final es lo mismo. Los ingresos tienen que venir de más gente trabajando, de más actividad, de más crecimiento del PIB porque todo ello da como consecuencia inmediata más ingresos", ha argumentado.